La Región

Inauguraron el sistema de tránsito inteligente en la autopista a Santa Fe

El centro de control de tránsito, ubicado en el kilómetro 22, permitirá el control por radar del flujo en la doble traza.

Miércoles 04 de Diciembre de 2019

El gobernador Miguel Lifschitz inauguró ayer en el Centro de Control de la autopista Rosario-Santa Fe (kilómetro 22), la primera etapa del Sistema de Control de Tránsito Inteligente (ITS) que optimizará la seguridad vial a través de recursos tecnológicos de última generación, en los que se invirtieron 475 millones de pesos.

Para ello, se instalaron estaciones de toma de datos por radar que miden la velocidad y el flujo de vehículos en cada carril, paneles de mensajería variable que informan en tiempo real a los conductores de las condiciones de transitabilidad y estaciones meteorológicas que advierten sobre las condiciones climáticas de toda la autopista.

Todo se suma a un sistema de monitoreo permanente de toda la traza con cámaras de video de última generación, equipos de reconocimiento y lectura de patentes, y detección de transportes de carga con sustancias peligrosas.

Asimismo, se instaló un mecanismo de control integrado que procesará la información registrada por los equipos electrónicos, conectándolos con el Sistema de Gestión Integral de Tránsito y logrando un importante manejo de información en tiempo real para garantizar la seguridad vial en la autopista. También, el Sistema de Gestión simplifica la logística operativa y el mantenimiento para el Centro de control de operaciones, brindando una supervisión y un monitoreo eficaz a través de una interfaz intuitiva y de fácil manejo.

"Hace poco más de dos años tomamos la decisión política de asumir desde el gobierno provincial la administración de nuestra autopista Rosario-Santa Fe, después de más de dos décadas de gestiones privadas que fueron un fracaso, que nunca llegaron a realizar las obras necesarias ni el mantenimiento adecuado. Cuando el Estado provincial se propuso retomar la autopista, se embarcó en un ambicioso plan de trabajo: proyectamos modernizar esta autopista, traerla al siglo XXI, y para eso era necesario otro tipo de inversiones como las que hemos realizado", aseguró Lifschitz.

"Entendemos que el camino iniciado fue el mejor posible. Las concesiones viales en la Argentina iniciadas en los 90 fallaron hasta en el mejor de los casos. El Estado tiene que asumir su responsabilidad de realizar las obras más importantes y profundas. La decisión que hemos tomado en la provincia de Santa Fe busca asegurarnos las autopistas más modernas, seguras y eficientes para las próximas décadas", señaló.

Infraestructura y servicios

En tanto, el ministro de Infraestructura y Transporte, José Garibay, expresó que "cuando la provincia asumió el desafío de administrar la autopista Rosario-Santa Fe, privilegió dos aspectos: sumar obras de infraestructura y mejorar el servicio al usuario".

Por su parte, el administrador de la dirección provincial Vialidad, Pablo Seghezzo, manifestó que "estamos transformando nuestra autopista: ya reconstruimos 100 kilómetros de este eje troncal de la producción con concreto asfáltico de última tecnología y tenemos actualmente 68 kilómetros más en obra" y añadió que la incorporación del ITS "es otro paso para convertir este corredor vial en una vía moderna y segura".

Finalmente, el gerente de Vial Santa Fe, Luis Peresutti, destacó que "este sistema permitirá monitorear el corredor en tiempo real las 24 horas del día" y explicó que el mismo "brindará a responsables de seguridad vial y usuarios, mayor control y conocimiento sobre el terreno".

Monitoreo

El sistema ITS propone siete aspectos de importancia: Estación de toma de datos por radar; paneles mensajería variable; estación Meteorológica Automática; monitoreo por video; sistema de gestión y control integrado de tránsito, y nodos de servicio de red.

Las estaciones de toma de datos son equipos basados en tecnología radar para medir velocidad y flujo de vehículos en cada carril, y los paneles de mensajería variable tienen la misión de advertir, regular, informar y guiar a los usuarios sobre las condiciones variables o circunstanciales como tráfico, meteorología, obras y medidas de seguridad.

Asimismo, los datos registrados serán enviados al Centro de Control para obtener en tiempo real las condiciones climáticas de la autopista y zona de influencia en las secciones de monitoreo.

A esto se suma el monitoreo por video, cuyas señales serán enviadas al Centro de Control. La clave de dicho sistema es la efectiva visualización de la mayor parte de la traza, con el fin de desarrollar acciones de seguridad vial con rapidez. Por último, el control integrado de tránsito procesará la información que se registra en todos los equipos electrónicos distribuidos sobre la autopista y los nodos de servicios comunicaran dichos equipos con el Sistema de Gestión Integral de Tránsito.

Todas las acciones y el equipamiento instalado conforman el Sistema ITS de la autopista y logran una mejora notable de la seguridad vial de más de dos millones de usuarios que mensualmente transitan la traza, convirtiéndola en una vía modelo.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario