La Región

Fuerte tensión entre sectores del gremio Camioneros de Santa Fe

Una de las facciones la conduce Sergio Aladio y la otra la lidera el santafesino Juan Mateo Chulich

Sábado 15 de Febrero de 2020

Dos sectores irreconciliables se disputan la conducción del Sindicato de Camioneros de Santa Fe, situación que se visibilizó este jueves, cuando ambas facciones quedaron de un lado y del otro de la puerta de la entidad gremial, en Buenos Aires y 9 de Julio. Ahora será la Justicia la que dirima el conflicto entre la conducción del Sindicato de Camioneros de Santa Fe y una corriente interna opositora que se alinea a nivel nacional con el dirigente Hugo Moyano, aunque ambos sectores en pugna aseguran responder al histórico dirigente.

   Tal cual lo consignó el periódico digital Panorama Gremial, el conflicto se desató entre dos sectores del gremio apenas un mes de inscripto el sindicato, o una facción de la organización, por parte del Ministerio de Trabajo, que hace poco le otorgó personería gremial. Se trata de una organización que oficializó así su incursión en el sindicalismo provincial en oposición a la otra de la actividad, que disputa la conducción.

   Las dos facciones en pugna son, por un lado, la que conduce Sergio Aladio y que ostenta hasta ahora la conducción del sindicato santafesino, y por el otro, la que responde a Juan Mateo Chulich, quien fuera desplazado el 9 de mayo de 2015 por una asamblea en el camping de Pérez que definió el alejamiento y la expulsión de la anterior conducción. Chulich se identifica como el referente local de Hugo Moyano, aunque, como se dijo, nadie saca los pies del plato de la conducción nacional. Aladio, sin embargo, bregó por la independencia del gremio provincial.

   La inscripción gremial del Sindicato de Choferes de Camiones, Obreros y Empleados de Transporte de Cargas y Logística de la provincia de Santa Fe, oficialmente dirigido por Aladio, data del 8 de enero . Desde el día de la oficialización como entidad sindical se inició el proceso de normalización requerido por el ministerio con la presentación de estatutos y actos institucionales para avanzar luego en la elección de autoridades.

   En este contexto, un sector denunció haber sido apartado de las asambleas y hasta describió graves situaciones respecto a la documentación presentada al Ministerio de Trabajo para la inscripción.

   En este marco, aparecieron denuncias cruzadas de parte de las organizaciones, lo que hizo eclosión el jueves, cuando ambas facciones confluyeron en el gremio y una de ellas no ingresó, aunque decidió hacer, con presencia de escribanos, su propia asamblea, en medio de un fuerte operativo policial que cortó la calle Buenos Aires y generó un caos en el tránsito de la ciudad

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario