LA REGIÓN

Entre Ríos: existe el riesgo de un colapso del sistema de salud por el coronavirus

El gobernador Gustavo Bordet alertó sobre la situación. El porcentaje de camas de terapia intensiva ocupadas en Paraná asciende al 75%

Martes 01 de Septiembre de 2020

La provincia de Santa Fe sigue con atención lo que sucede con el coronavirus en las provincias vecinas por la proximidad. Justamente una de esas provincias, Entre Ríos, se encuentra “en el pico más alto de la pandemia”, según su gobernador, Gustavo Bordet. “Hay un riesgo de que el sistema de salud colapse”, dijo el mandatario, que reveló un dato preocupante: la ocupación de camas de terapia intensiva en la ciudad Paraná llega al 75 por ciento.

El incremento de casos de Covid-19 obligó a volver a la etapa de aislamiento social preventivo y obligatorio (fase 3) a la ciudad de Paraná, las localidades del Gran Paraná, San Benito, Oro Verde, Colonia Avellaneda, y a Gualeguaychú, para “evitar una contagiosidad más rápida”.

La ciudad de Santa Fe tiene un contacto directo con el Gran Paraná, la zona más afectada en Entre Ríos por el coronavirus, a través del túnel subfluvial. En esta conexión existe un control sanitario, que desde el 10 de agosto extremó los recaudos solicitando el hisopado a todos los que quieran cruzar a territorio santafesino, debido a que Paraná fue declarada zona de circulación viral de coronavirus.

Por su parte, Victoria, próxima a Rosario, tiene 48 enfermos de Covid-19, de los cuales 33 se encuentran activos. La ciudad entrerriana por el momento transita la etapa de distanciamiento social.

Entre Ríos posee más de 3.200 casos positivos y ayer hubo 191 nuevos contagios. La tasa de duplicación es de 13 días, por lo que “va a haber 7.000 casos cuando termine el decreto (de aislamiento, el 13 de septiembre”), apuntó Bordet. Hasta ayer, el número de fallecidos por coronavirus era de 52.

En un informe provincial, el mandatario sostuvo ayer que la cantidad de casos nuevos diarios “se viene dando sistemáticamente en las últimas semanas”, algo “común en el interior del país”. Esto se debe a que “los brotes del principio de la pandemia, en AMBA principalmente, se desplazaron a distintas ciudades del interior, y Paraná y Gualeguaychú no son excepción”, agregó.

Por eso, el gobierno provincial “duplicó el número de camas y respiradores, se habilitó el hospital de la Baxada”, aunque aún así “hoy hay un riesgo de que el sistema de salud colapse. Paraná tiene en camas de terapia intensiva un grado de ocupación del 75%”.

Igualmente, el gobernador remarcó que “con el número de camas que había al inicio de la pandemia, (el sistema sanitario) ya hubiera estado colapsado”.

La vuelta a fase 3 “permite el comercio minorista, y que la mayor parte de la vida industrial, comercial y de servicios pueda desarrollarse”, con “otras muy pocas actividades restringidas”.

Bordet pidió un nuevo “esfuerzo hasta el domingo 13 de septiembre” y aseguró que trabaja “anteponiendo la salud de la población ante cualquier cosa”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario