La Región

El gobierno tomó posesión de bienes decomisados por la Justicia

Se trata de un inmueble cotizado en 2,5 millones de pesos ubicado en Melincué y vehículos que eran utilizados por una red de prostitución

Martes 06 de Febrero de 2018

El gobierno provincial, a través del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, tomó posesión ayer de bienes decomisados por la Justicia santafesina, tras desbaratar una red de prostitución en la ciudad de Melincué, en el departamento General López. El valor estimado de los bienes supera los 2.500.000 pesos. La toma de posesión fue sobre un inmueble de 550 metros cuadrados ubicado en la intersección de Carreras y San Martín de esa localidad.

"Estamos dando un paso enorme contra la trata de personas en la provincia, porque es la primera vez que el Ejecutivo provincial concreta la toma de posesión e inscripción registral de un inmueble decomisado por delitos penales, procediendo a instrumentar realmente el cambio de titularidad", expresó el secretario de Gestión Pública de la provincia, Matías Figueroa Escauriza.

Clientes

El funcionario provincial detalló también que los bienes decomisados son "un inmueble que cuenta con cuatro departamentos que se utilizaban como ‘habitaciones', y dos autos —una camioneta Chevrolet S-10 y un Mercedes Benz Clase A—, con los que trasladaban a clientes y personas privadas de su libertad".

"Este es el camino que nos marca día a día el gobernador Lifschitz para combatir los diferentes delitos, para que quienes los cometan cumplan la pena correspondiente, pero también con la firme convicción política de atacar sus bienes y golpearlos en el poder económico que generan fruto de esos ilícitos; para que las posibilidades de que vuelvan a reincidir sean mucho menores", aseguró Figueroa Escauriza.

El destino del inmueble será decidido por la Agencia de Registro, Administración y Destino de Bienes, conforme lo dispuesto por la ley provincial 13.579. Participaron de la actividad el subsecretario de Registros, Administración y Destino de Bienes y Derechos Patrimoniales, Hernán Matich, y el jefe comunal de Melincué, Gabriel Rébora.

La causa

Los acusados fueron condenados a cinco años de prisión por la explotación de un bar nocturno entre abril y mayo de 2015, ubicado en inmediaciones de la entrada a la localidad de Melincué, donde facilitaban y explotaban la prostitución de mujeres que concurrían al lugar.

Asimismo, facilitaban la prostitución y cobraban un canon fijo como porcentual de pase para que los "clientes" mantengan relaciones sexuales con mujeres.

Las relaciones se practicaban tanto en un motel de la localidad de Melincué como en una serie de casas que se encontraban sobre calle Carreras entre San Martín y Génova de la localidad, todo previo contacto de los clientes en el bar regenteado por los acusados. Vinculadas al servicio se encontraban la camioneta Chevrolet y el automóvil Mercedes Benz, utilizados para llevar clientes al lugar y eventualmente a las mujeres sujetas a explotación.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario