La Región

Confirman 10 años de cárcel para abusador

La condena a 10 años de prisión dictada hace casi cinco meses contra un hombre de Villa Mugueta que abuso de su hijo fue ratificada ayer por la Cámara de Apelaciones en lo Penal de Rosario.

Jueves 09 de Agosto de 2018

La condena a 10 años de prisión dictada hace casi cinco meses contra un hombre de Villa Mugueta que abuso de su hijo fue ratificada ayer por la Cámara de Apelaciones en lo Penal de Rosario. Así lo decidió el Tribunal integrado por los jueces José Mascali, Carolina Hernández y Alfredo Ivaldi Artacho al valorar la prueba aportada y el testimonio del menor que fue víctima del hecho al que lo sometió su propio padre biológico.

La ratificación de la sentencia dictada en primera instancia en un juicio oral y público desarrollado en Casilda y del que dio cuenta LaCapital, implica para el sujeto condenado en el futuro deberá purgar en la cárcel su pena. Gerardo Re, quien fue condenado por el delito de abuso sexual gravemente ultrajante y agravado por el vínculo en concurso real con el de desobediencia a una orden judicial, había sido denunciado en noviembre de 2015, lo que motorizó a la fiscal del Ministerio Público de la Acusación de Casilda, Lorena Aronne, a llevar adelante una investigación que demostró la culpabilidad del acusado.

La funcionaria judicial se mostró conforme y destacó que los camaristas hayan priorizado el interés del menor al valerse de convenciones vinculadas a los derechos del niño que apuntan a prestar especial atención a su versión de los hechos que, como en este caso, puedan aportar a través de la Cámara Gessel ante un profesional. Además rescató la determinación adoptada ante la gravedad de lo que significa el hecho investigado y juzgado al tratarse de "un delictivo de índole sexual aberrante cometido por un padre contra su hijo al cual tenía el deber de cuidar y proteger".

Con la convalidación del fallo de los jueces de primera instancia Eduardo Filocco, Jesús Rizzardi e Ignacio Vacca, quedó desbaratado el planteo de la defensa por el cual intentó vincular lo sucedido con un presunto artilugio de la mamá de la víctima para perjudicar a su ex pareja y padre del nene abusado.

"El fallo demuestra que no hay motivos para pensar que el hecho investigado estaba armado para perjudicar al imputado como pretendió demostrar la defensa", dijo Aronne, y expresó que "nunca" dudó en que la Cámara de Apelaciones falle de otra forma al estar convencida de la contundencia de los elementos de prueba contra el abusador. Tras la sentencia dictada en Casilda en primera instancia y que acaba de ser ratificada, la mamá de la víctima, Fernanda Migoya, había sostenido, emocionada, que ello les permitiría "empezar a vivir como personas normales y el nene disfrutar de su infancia".

La mujer fue quien hizo la denuncia, tras que el nene recibiera atención psicológica por un comportamiento extraño y revelase el abuso que venía sufriendo desde hacia tiempo. El relato del menor ante la Cámara Gessel y las pruebas aportadas a través de fotos, informes médicos y psicológicos, entre otros elementos, resultaron "determinantes" para la conclusión a la que arribó el Tribunal.

El abogado defensor, Marcelo Piercecchi, consideró desde el primer momento que su cliente era víctima de un presunto complot entre Migoya y su nueva pareja con la que luego se distanció y quien desde hace tiempo es titular de la Cooperativa Eléctrica de Villa Mugueta donde Re trabajó hasta ser detenido además de ser delegado gremial.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario