LA REGION

Bigand: prevén transformar en cooperativa a un taller textil comunal que ya generó 10 puestos de trabajo

La iniciativa apunta a fortalecer el emprendimiento para que tenga "vuelo propio" y se traduzca en más empleo para esta localidad del departamento Caseros

Martes 24 de Agosto de 2021

Un taller textil que puso en marcha ya hace un tiempo la comuna de Bigand posibilitó generar empleo para un grupo de mujeres que elaboran productos destinados a instituciones de esta localidad del departamento Caseros y prevén armar una cooperativa de trabajo para seguir avanzando.

El programa financiado íntegramente con recursos propios fue creciendo al punto que el gobierno local tomó la decisión de habilitar un nuevo espacio que fue inaugurado recientemente en Rivadavia al 1300 con la incorporación de más equipamiento y maquinarias para fortalecer aún más el emprendimiento.

Se trata de un proyecto surgido hace un año y que superó las expectativas que teníamos”, indicó a La Capital el jefe comunal Alejandro Ruggeri, quien fundamentó su afirmación al explicar “ya trabajan diez mujeres en el taller textil donde además se está enseñando el oficio a través de cursos de capacitación para quienes buscan una salida laboral”.

El mandatario bigandense rescató la importancia que tiene para la sociedad la implementación de la iniciativa al sostener que “no solo genera mano de obra sino que a la vez cumple una finalidad social al destinarse gran parte de lo producido a entidades locales”.

La labor que desarrollan las trabajadoras no pasó inadvertida en el actual contexto de pandemia donde fabricaron barbijos y sábanas para abastecer al Samco local. También hicieron cortinas para jardines y escuelas del pueblo además de guardapolvos destinados a docentes y estudiantes de diferentes niveles. Y no menos fructífero fue la producción de camperas y otras indumentarias de trabajo para empleados comunales.

Hacen fundamentalmente trabajos para instituciones del pueblo y la comuna a un costo que está por debajo del valor de mercado, lo que representa un beneficio para la comunidad que, en definitiva, es la que posibilita el sostenimiento del proyecto”, explicó Ruggeri.

Si bien las remuneraciones del personal es absorbido por la administración comunal la idea es formar una cooperativa de trabajo para transformar al taller textil en una suerte de Pyme con apoyo estatal.

Al respecto, Ruggeri sostuvo:“Creemos que ese saltó no sólo le dará autonomía al proyecto sino que alimentará las chaces de un mayor desarrollo a nivel local e incluso regional aumentando los volúmenes de producción y sumando más trabajadoras textiles que se formen en el taller”.

En tal sentido, destacó que “ya se están capacitando varios mujeres jóvenes de localidad que tendrán la posibilidad de integrar la cooperativa que se está planificando y seguramente prosperará porque hay voluntad de progreso entre quienes son las verdaderas protagonistas de este programa que busca tener vuelo propio”.

Asimismo, Ruggeri destacó que “llevamos invertidos más de 500 mil pesos en maquinaria, además de hacer frente a las retribuciones que reciben las trabajadoras afectadas al plan”, para luego señalar que “cuando se forme la cooperativa ya no dependerán de la comuna sino que generarán sus propios recursos para sustentarse, aunque seguiremos acompañando y generando condiciones para que la actividad se fortalezca” .

Es una gran satisfacción _concluyó_ que una iniciativa comunal surgida con el propósito de ofrecer oportunidades a mujeres que estaban fuera del sistema laboral hoy empiece a dar sus frutos y a la vez se encamine hacia su transformación en cooperativa para generar trabajo genuino”.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario