la_region

Ambientalistas critican que se permita la caza de animales en la provincia

El Ministerio de Medio Ambiente autorizó para este año que se pueden cazar nueve especies autóctonas. Críticas de la ONG Identidad Ecológica

Miércoles 25 de Octubre de 2017

Referentes ambientalistas de la provincia criticaron la decisión del Ministerio de Ambiente de sostener las temporadas de caza "deportiva" en Santa Fe, al considerar que no sólo no se trata de un deporte, sino que esa actividad alienta la violencia, promueve la venta de armas y atenta contra la riqueza natural de la región.

"Consideramos una gran contradicción política que se promocione y aliente esta actividad, insostenible desde el punto de vista educativo y humanístico", afirmaron desde la Asociación Identidad Ecológica, que una ONG que colabora con el proyecto de la reserva de fauna autóctona Mundo Aparte de Rosario.

Nueve especies

Por medio de la resolución número 57/17, la cartera de Medio Ambiente ha autorizado para el presente año la caza de nueve especies autóctonas, entre las cuales figuran el pato crestón, el sirirí común y el sirirí pampa, además de la perdiz chica común, la paloma torcaza, la cotorra, el moraju, el varillero y la liebre.

Cada especie consta con períodos determinados de autorización de caza, establecidos por la autoridad ambiental de Santa Fe.

Ante esto, desde esa ONG le pidieron a las autoridades santafesinas que expliciten en base a qué estudios cualitativos y cuantitativos "se autoriza la caza «deportiva» de patos y avifauna autóctona". "Hay graves errores conceptuales como el matar por entretenimiento, lo que favorece a su vez la venta de armas".

Desde la ONG Identidad Ecológica también se preguntaron sobre las razones por la que se explica la continuidad del turismo cinegético (o sea el de caza) en Santa Fe, algo que atenta contra la supervivencia del "gran león americano, el puma".

Con respecto a la caza de especies exóticas la regulación provincial establece que puede hacerse "sin límite de piezas y en toda época del año". Esto incluye animales como el jabalí, el ciervo dama, el ciervo axis, el ciervo rojo, el antílope, el búfalo de agua, el carnero salvaje y las cabras salvajes, entre otras.

Reproducción de plagas

En relación a estas especies, que son consideradas como plagas o introducidas, desde esa organización ambientalista se han planteado la siguiente pregunta: "¿Por qué si hay especies que son consideradas plagas se permite su reproducción en cautiverio alentando a privados que lucran aniquilándolos en un supuesto «bien» para la naturaleza?".

Por último, en un comunicado firmado por Esther Linaro —ex directora del zoo de Rosario y actual directora de Mundo Aparte— se menciona la gravedad del negocio de venta de armas asociado a las actividades de la caza de los animales.

"Creemos que las armas están estrictamente relacionadas con la violencia y la pérdida de valores", razonó la docente Linaro, para agregar que desde esa organización buscan convocar a las autoridades actuales, docentes y a los legisladores para "saber qué opinan" en relación a la llamada "caza deportiva".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario