Fundación Nueva Generación Argentina

La nueva ambición argentina, ¿Será suficiente?

El jueves 17 de diciembre del corriente año, el Gabinete Nacional de Cambio Climático presentó, en la última Mesa Ampliada del año, la Segunda Contribución Determinada a nivel Nacional (NDC). A finales de este mes el Gobierno argentino la presentará oficialmente ante la Secretaría de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (CMNUCC).

Jueves 24 de Diciembre de 2020

A partir de la firma del Acuerdo de París, Argentina asume un compromiso significativo en la lucha contra el cambio climático. Dicho acuerdo fue ratificado mediante la Ley n° 27.270, cuya promulgación y vigencia tuvo lugar en 2016. Ese mismo año nuestro país presentó su primera NDC.

Las Contribuciones Determinadas a Nivel Nacional (NDC por sus siglas en inglés) son el núcleo del Acuerdo de París y encarnan los esfuerzos de cada país para reducir las emisiones nacionales y adaptarse a los efectos del cambio climático. El Artículo 4 del Acuerdo, establece que cada Parte debe preparar, comunicar y mantener las sucesivas NDC que se proponga lograr, teniendo en cuenta sus circunstancias y capacidades nacionales.

Según el último informe presentado por el IPCC (Panel Intergubernamental de Cambio Climático) se debe quintuplicar la ambición de mitigación para mantener la temperatura media global por debajo de los 1,5°C y así evitar efectos permanentes en el planeta.

Este año, el Gobierno Argentino debe presentar a finales de diciembre la actualización de la NDC del 2016. La elaboración de esta segunda NDC se dio en un marco de mayor participación ciudadana a través de la Mesa Ampliada del Gabinete Nacional de Cambio Climático.

La primera NDC argentina definió una meta absoluta en la reducción de emisiones para el año 2030 buscando no exceder las 483 millones de toneladas de dióxido de carbono equivalente (tCO2eq). La nueva propuesta presentada por el Presidente Alberto Fernandez pretende ser más ambiciosa, ya que busca no exceder las 358,8 mtCO2eq, es decir, reducir dichas emisiones un 25.7%.

Sin embargo, la ciencia climática establece que se necesita reducir las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) en un 30% para realizar una contribución concreta y más ambiciosa en pos de mantener la temperatura global por debajo de 1.5°C.

Asimismo, en el borrador presentado, el jueves 17 de diciembre en la Mesa Ampliada, no se observa un desarrollo consistente de medidas de mitigación que den cuenta de cómo se logrará la meta de reducción de emisiones propuesta. A esto se suma que se presentaron 35 medidas de adaptación a llevarse a cabo en 7 sectores del país para reducir la vulnerabilidad del territorio frente al cambio climático. Este contraste, en cuanto a la cantidad de medidas propuestas, pone de manifiesto el mayor énfasis puesto por el gobierno en las medidas de adaptación que en las de mitigación, lo cual deja el interrogante si será suficiente esta ambición.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS