La ciudad

Vecinos piden acelerar la escrituración de unos 20 mil departamentos Fonavi

Están en situación irregular desde hace 30 años y amenazan con sacar el reclamo a la calle. La provincia, en tanto, aseguró que se están confeccionando los planos de unas 500 unidades.

Jueves 19 de Mayo de 2011

Mientras el gobierno provincial sostiene que avanza sin prisa pero sin pausa el complejo proceso para escriturar las casi 20 mil viviendas Fonavi que hay en Rosario en situación irregular desde hace tres décadas, y remarca que ya están en confección los planos de mensura y los reglamentos de copropiedad de 444 unidades en el barrio 7 de Septiembre y de 72 en el de Mendoza y Circunvalación, los vecinos piden acortar los plazos. Es que desde el Movimiento Barrios Fonavi de Rosario aseguran que el proceso va "muy atrasado" y amenazan con sacar el reclamo a la calle.

La idea es regularizar todas las viviendas de cada complejo para que en el mismo vecindario no convivan sectores con papeles y sin ellos.

La directora provincial de Vivienda y Urbanismo, Alicia Pino, recordó que gracias a un convenio firmado a fines del año pasado el Colegio de Agrimensores se encarga de confeccionar los planos de mensura para las 7.728 viviendas que están en situación irregular.

Ese procedimiento, junto a la elaboración del reglamento de copropiedad, es el que permitirá la escrituración definitiva de las viviendas sociales. Al respecto, Pino sostuvo que ese trabajo previo de regularización de la documentación posibilitará revertir "una situación de décadas".

Pero ocurre que dentro de cada complejo habitacional conviven situaciones muy distintas. "Hay barrios con planos parciales, algunos que poseen la mensura pero no tienen el reglamento de co-propiedad, y otros completos que no tienen la mensura", dijo Pino. En esa situación, "hay 7.728 viviendas sin planos de mensura sólo en Rosario", precisó.

Recién el año pasado el Estado provincial encaró un plan para regularizar los títulos de propiedad de 53 mil viviendas que estaban sin escriturar, sobre un total de 68 mil construidas desde 1977. Un trabajo que los funcionarios definieron en su momento como engorroso, de largo aliento, barrio por barrio, manzana por manzana y casa por casa.

Ocurre que casi la mitad de las 20 mil unidades a regularizar en Rosario muestra problemas para iniciar el trámite: algo menos de 8 mil carece de mensura o final de obra, y casi dos mil del reglamento de propiedad horizontal, consorcio y uso de espacio comunes. A eso hay que sumar miles de situaciones particulares, como cambios de titularidad, usurpaciones, muertes sin declaratoria de herederos o divorcios sin sentencia.

Sin embargo, aun reconociendo que se trata de trámites muy complejos, ayer el titular del Movimiento Barrios Fonavi de Rosario, Oscar Fernández, aseguró que el proceso va "muy atrasado" y negó que para poder escriturar se necesiten antes los planos de mensura o el reglamento de copropiedad.

"La ley, por la que luchamos tanto y que lleva más de dos años sin mayor avance, dice que todos esos temas se pueden obviar para escriturar lo antes posible", advirtió, y afirmó que "lo único que exige (la norma) son los planos de obra, que con seguridad debe tener Vivienda".

El dirigente se quejó de que el gobierno no los "considere interlocutores válidos", ya que desde los primeros días de abril vienen reclamando sin éxito una reunión con Pino. "No buscamos confrontar, pero si uno habla seguramente se puede llegar a entender", reclamó.

Fernández aseguró que la lentitud no es el único problema que enfrentan, sino también que "se transgrede la ley en muchos otros puntos". Entre los más graves, que se escriture como hipoteca en vez de como bien de familia.

Por eso, dijo, la semana próxima harán una volanteada en todos los complejos Fonavi y luego no descartan "sacar el reclamo a la calle", como ocurrió antes de que se sancionara la ley que ahora, aseguró Fernández, no se respeta.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario