Pandemia

Vacunas: un verdadero "alivio" para las familias de los adolescentes más vulnerables

La aplicación comenzó en los dos hospitales de niños de la ciudad. "Las segundas dosis están aseguradas", dijo la ministra de Salud, Sonia Martorano

Miércoles 04 de Agosto de 2021

Valeria tiene 17 años y un síndrome genético que la hace más frágil frente al Covid-19. En su casa todos pasaron por la enfermedad e incluso su abuela murió en la abuela. La adolescente mantiene sus clases virtuales, pero prefiere volver al aula y la vacuna es un paso hacia ahí. Valentín, también tiene 17 y una afección respiratoria. Dice que la pasó mal y como que lo que más quiere es "volver a la cancha de Central". David, otro de los adolescentes que abrieron la campaña de vacunación en el Hospital de Niños Zona Norte para adolescentes con enfermedades preexistentes, llegó acompañado de su papá que lo ayuda a moverse con la silla de ruedas y confiesa que el encierro "no se hizo tan largo". El "alivio" de tener una primera dosis de vacuna fue el factor común entre los adolescentes de entre 12 y 17 años que este martes pasaron por allí. El miedo no fue más que al pinchazo y la insistencia de las autoridades a los propios chicos, en el caso de los más grandes, y sobre todo a padres, madres, familiares y cuidadores para que que los inscriban en la página web de la provincia, ya que aún los anotados no superan el 25 por ciento de la población objetivo.

La inmunización de esta franja etaria con factores de riesgo frente al Sars Cov 2 largó este martes en 44 ciudades de la provincia y en Rosario, tuvo como epicentro los hospitales de Niños Víctor J. Vilela y Zona Norte, donde se estima se colocarán a diario unas 700 vacunas.

Es más, la ministra de Salud, Sonia Martorano, señaló en la puerta misma del efector de la zona norte que de avanzar la inscripción la población objetivo estará vacunada en toda la provincia en una semana. Sin embargo, aclaró que la idea no es continuar con la población sana de esa franja, sino seguir con la población de 18 a 21 años que aún queda pendiente de recibir la primera dosis y completar en agosto la mayor cantidad de esquemas de vacunación ante la inminencia de la circulación comunitaria de la variante Delta.

Es más, la ministra indicó que la vacuna del laboratorio de Moderna, que es la que se está aplicando a estos adolescentes, no está prevista para el resto de la población pediátrica y para eso, insistió en que esperan la llegada de las dosis de Pfaizer al país.

Sobre las segundas dosis para esta población de unos 80 mil jóvenes santafesinos de 12 a 17 años, dejó en claro que "están totalmente aseguradas" porque ya están en Santa Fe más de 70 mil vacunas para aplicarse, se recibirán las que restan y las segundas dosis, ya están en Buenos Aires, de donde vendrán directamente para su aplicación.

Los primeros y algunas dudas

Para entrar a los 10 boxes de vacunación del Zona Norte, los esperaban coordinadores de la provincia en el ingreso. Aunque la mayoría de los chicos llegaron acompañados por familiares o cuidadores, ya a partir de los 13, la directora del Hospital, Mónica Jurado, indicó que "tienen derecho a venir solos a vacunarse".

"Muchos se acercaron a preguntar, sobre todo padres de chicos que se habían colocado ahora la vacuna antigripal y que debían esperar 14 días para poder colocarse la del Covid", comentaron quienes esperaban en la puerta para dar las indicaciones y que afirmaron que en estos casos "teniendo el turno, la vacunación está garantizada en cualquier día y momento que se acerquen".

El pinchazo y los efectos que la vacuna pueda tener en las primeras horas, fue el principal temor que plantearon. "Hay cierta incertidumbre, pero en general uno se quiere vacunar, no conozco a nadie que diga que no", cuenta David, un joven de 17 años que llegó acompañado de su papá, Sergio, un portero de esquela que en los primeros meses de la campaña recibió la vacuna.

"Me había mentalizado que no me iba a enfermar", dijo el adolescente que se mueve silla de ruedas y que en el último año y medio tuvo casi nula actividad social, consideró que además de un alivio, "la vacuna es una forma de cuidarnos entre todos".

Valentín lo que más extraña es la cancha y se frota las manos pensando en la posibilidad de volver a ver a Central. "Apenas si fui a la escuela", dice el joven con dificultades respiratorias y que admitió que no la pasó bien en estos meses. "Lo bueno es que no se enfermó", dijo su mamá que sí atravesó la enfermedad aunque con un cuadro leve.

También Valeria tuvo Covid, su hermana de 22 años, su mamá Mabel y su papá y su abuela, que incluso falleció en ese proceso. “Esto nos trae alivio. Ella hace la escuela a través de internet y sus cosas, pero la verdad es que se hizo largo el año y pensar que ahora estamos todos vacunados es un alivio _dice Mabel_. Por lo menos sabemos que si tenemos la mala suerte de volver a pescarlo, será más leve".

Siete veces más agresivo

El presidente de la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP), Omar Tabacco, fue claro sobre la necesidad de iniciar la inmunización de los adolescentes y si bien afirmó que "vacuna con riesgo cero no existe", también fue claro al decir que "es difícil encontrar un argumento para no vacunarse" y más aún en los adolescentes con enfermedades preexistentes donde los cuadros de Covid son entre seis y siete veces más agresivos en caso de contraerlos.

En ese marco, consideró fundamental empezar por la vacunación de este grupo. "Lo celebramos y es realmente un momento de alegría para la pediatría”, recalcó el médico que no solo apuntó al cuidado individual, sino además cono "un gesto de solidaridad" en el cuidado colectivo.

Sin embargo, en el caso de los más chicos, es decir por debajo de los 12, Tabacco fue más cauteloso. Señaló que por ahora "todas las vacunas están en la fase de ensayos clínicos y se están elaborando los resultados sobre su seguridad y eficacia" y en sintonía con la ministra que para esa población admitió esperar la vacuna Pfaizer, Tabacco dijo que habrá que esperar esos resultados.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario