La ciudad

Un nuevo año para apostar por la cultura santafesina

Desde la provincia destacaron las distintas propuestas que se afianzaron en 2018 y que continuarán durante los próximos meses.

Sábado 05 de Enero de 2019

En un balance anual sobre las actividades que acontecieron en 2018, el Ministerio de Innovación y Cultura provincial destacó el afianzamiento de distintas propuestas como el primer alero en Villa Gobernador Gálvez y la propuesta CasArijón, en propuestas pensadas tanto para pequeñas localidades como para grandes urbes.

   El alero La Esperanza, en Villa Gobernador Gálvez, abrió a mediados de 2018 y ofreció a un sector de la ciudad una variada agenda de actividades, que incluyó talleres que contaron con una gran convocatoria de niños, jóvenes y adultos, además de propuestas recreativas para toda la familia.

   Este espacio es el tercero montado a partir del Sistema Aleros, que lleva adelante la provincia en el marco del Plan Abre a través de los ministerios de Desarrollo Social e Innovación y Cultura.

   La ministra de ésta última cartera, María de los Angeles González, aseguró: "Pensamos propuestas que lleguen tanto a chicos como a grandes para poder ayudar a que se concreten distintos espectáculos. La cultura debe ser pública porque es una de las bases en la que se sostiene la sociedad. Para muchos, el espacio público es lo único".

   Junto al alero de la ciudad vecina también creció la propuesta CasArijón. A tres años de su apertura, el espacio cultural del Saladillo es el sitio más elegido por los vecinos a la hora de buscar un espacio público.

   Se trata de una vieja casona que se abre a la comunidad para convertirse en un espacio de encuentro, participación y formación. Hay actividades para escuelas y estudiantes durante la semana, talleres para personas de todas las edades (entre 6 y 90 años), visitas para contingentes escolares y público en general y propuestas culturales todos los fines de semana.

   "Lo que ocurre en esa casa maravillosa de la zona sur es algo que nos llena de placer porque se hace desde el corazón, y pensando las propuestas en base a la pluralidad, al sentido de pertenencia de los lugares y mirando, casi siempre, con ojos de niño", expresó la ministra.

   Otra de las opciones que se contemplaron en el balance anual fue Hoy en mi barrio. Durante 2018, esta propuesta, que busca volver a tener a las familias como protagonistas a través de encuentros barriales, se realizó en 14 ocasiones a las que asistieron 48 mil personas. A ello hay que sumar el plan Hoy en mi barrio en la vereda, que se desarrolló tres veces (todas por la tarde) y reunió a alrededor de 550 vecinos.

   Al margen de los encuentros vecinales, también hubo propuestas en espacios cerrados. Las variadas opciones que ofrecieron los museos al público fueron otro de los atractivos que destacaron desde el Ministerio de Cultura.

   Uno de ellos fue el Museo de Ciencias Angel Gallardo, que llevó a cabo el proyecto "Andamio". Esta acción se destacó por su conceptualización y convocatoria de nuevos públicos y se desarrolló en varias etapas, recibiendo a destacados invitados internacionales.

   A través de una convocatoria abierta a toda Latinoamérica, fueron seleccionadas seis aspirantes para repensar espacios de exhibición del museo. El resultado de este trabajo colaborativo se podrá visitar en abril de este año.

   Además, el museo llevó adelante actividades "extramuros" para fortalecer los lazos con la comunidad y repensar el concepto espacial y arquitectónico del inmueble.

De esta idea surgió el proyecto "Vereda". Se trata de un mercado agroecológico que invita a los transeúntes a vivir una experiencia extra cotidiana con el museo, además la investigación de arqueología urbana generada con el pozo de un antiguo aljibe que se ubica en el patio del edificio.

   Mientras que el Museo Histórico Julio Marc, que hace un año y medio es conducido por un director que llegó a través de un concurso, generó una vasta programación cultural que convocó a 18 mil personas y que incluyó varias tareas internas vinculadas con la gestión, la investigación, documentación, conservación y restauración de las colecciones que se exhiben en el edificio.

   Se reorganizaron y refaccionaron la reserva y dos salas optimizando y modernizando los espacios permitiendo a su vez ampliar las áreas de exposición abiertas al público.

Varias de las piezas restauradas fueron visibilizadas a los visitantes al ser incluidas en la exposición "Ni vírgenes ni Santas. Las otras mujeres del Marc".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});