La ciudad

Un excombatiente rosarino sorprendió a la "nena" que le escribía cartas a Malvinas

Pedro Baracco apareció en Huanguelén, donde vive María Elena y, en conmemoración del 2 de abril se llevó a cabo un acto para recordar el gesto solidario de la mujer quien por entonces tenía 11 años.

Martes 03 de Abril de 2018

Pedro Baracco y María Elena Bravo escribieron hoy un nuevo capítulo en una historia que comenzó 36 años atrás cuando ella tenía 11 años y le mandaba cartas a él, que tenía 19, y estaba en la Guerra de Malvinas. El excombatiente rosarino viajó de incógnito a Huanguelén, en la provincia de Buenos Aires, para sorprenderla en el acto conmemorativo del 2 de abril que se realizó en la localidad.

El año pasado ocurrió el primer acercamiento entre ambos cuando tomaron contacto a través de Facebook, se enviaron esas significativas cartas que tenían guardadas, se pasaron los teléfonos y mantuvieron charlas por WhatsApp.

Baracco en Huanguelen

Pedro fue por más, y acompañado por su hija Sofía, recorrió los 625 kilómetros que separan Rosario con Huanguelén y con algunos aliados consiguió sorprender a María Elena en un acto por el aniversario de la Guerra de Malvinas que la Dirección de Cultura de organizó en la plaza del pueblo, partido de Coronel Suárez.
Las emocionantes palabras de ella y la posterior aparición del rosarino quedaron grabadas en un video que revive la extrema situación de Baracco cuando con sólo 19 años se encontraba en el frente de batalla. A través de las cartas que intercambiaba con María Elena, le pedía que lo ayudara a sostenerse anímicamente tan sólo escribiéndole.

huanguelen.PNG

El acto comenzó esta mañana con la experiencia de ella que recordó las cartas que enviaba al soldado de Malvinas. "Con mis compañeros de la Escuela Nº 8 escribíamos y juntábamos cosas para los soldados, eramos muy solidarios, desconocíamos la situación por la que pasaban ellos, por más que nos cuenten cómo fue, es muy distinto vivirlo que escucharlo".
"No me acuerdo que puse en esa carta que le envié a Pedro. Pero fueron palabras que evidentemente sirvieron para él. Y me respondió: 'Hola Mari, aunque no te conozco, me haría muy bien si me seguís escribiendo y contándome cosas tuyas. Ahora lamentablemente lo único que te puedo decir es que esto, es esto. Me llamo Gustavo Pedro Baracco, soy un conscripto del Batallón de Infantería de Marina Nº 2, soy de Rosario y tengo 19 años. Prometo escribirte una carta más larga, ayudame escribiéndome'".

baracco3.jpg

Al terminar, María Elena lagrimeó al recordar la edad de Pedro cuando estaba en la guerra, y confesó: "Esto me quiebra porque soy mamá, y me muero si me tocaba vivir lo que pasaron esos padres".
Fue en ese momento que Jorge Rodríguez, coordinador de Cultura de Huanguelén, le preguntó a ella si se conocían personalmente y fue ahí que él apareció sorpresivamente desde una de las esquinas de la plaza y con un ramo de flores entre las manos.

baracco2.jpg

Después de un largo abrazo, Pedro recordó lo significativa que fueron las cartas de María Elena en sus interminables días en Malvinas y relató sus primeros días en las islas.
"Un 29 de marzo nos subieron a un barco diciendo que íbamos a una campaña, no que íbamos a una guerra", contó el excombatiente, y agregó: "Navegamos un par de días y el 1 de abril nos dijeron que íbamos a pelear con los ingleses. Fue así como al otro día nos peleamos con los kelpers. Sentíamos miedo, nunca habíamos agarrado un arma".
Baracco explicó a los chicos presentes en que consistía el servicio militar. "Tenía seis meses de conscripción, y ellos, los ingleses eran profesionales. Es como que nos juntemos once y juguemos contra Boca ¿quién va a ganar? ¡Boca! o Rosario Central que es mi equipo", dijo para graficar la diferencia entre los soldados argentinos y los ingleses.

baracco4.jpg

"Nosotros eramos chicos que íbamos a la escuela. Eso es lo que valoraron los británicos, no tengo rencor contra ellos. En la Cruz Roja tuvimos oportunidad de hablar con ellos que nos decían que no nos querían matar, ellos tenían 40 años y nos veían como sus hijos. Fue una locura de un personaje que se llamó Galtieri, que era el presidente del país", agregó.
El acto siguió con más preguntas de los chicos de 7º grado que presenciaron emocionados el reencuentro, también con abrazos, lágrimas y la contagiosa emoción de María Elena y Pedro.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario