La ciudad

Tribunal de Cuentas: hace cinco años que se debe llamar a concurso

Transparencia fiscal en Rosario. El Concejo es el responsable de la convocatoria. El ente trabaja con la mitad de personal por licencias, jubilaciones y renuncias.

Lunes 01 de Junio de 2015

El Concejo municipal debería haber llamado a concurso hace cinco años para renovar la conducción del Tribunal de Cuentas, organismo encargado de controlar las cuentas públicas locales. Sus autoridades se mantienen en sus cargos con prórrogas hasta tanto se designen nuevos funcionarios desde el 2011. Además, las jubilaciones, renuncias y licencias hacen que en la actualidad funcione con la mitad del personal que debe auscultar los números fiscales y de las empresas públicas.
  Por eso llama la atención que los ediles, del oficialismo y la oposición, no buscaran robustecer a lo largo del último lustro el principal órgano de control, pese a las demandas de debate y consignas de campaña como la de impulsar una “eficientización del gasto”, de pedidos de mayor “institucionalidad” y “transparencia”.
  Lejos de eso, el Tribunal de Cuentas en la actualidad es un organismo que del triunvirato de vocales solo hay dos: María Inés Velazquez, quien lo preside, y Efrén Vera. El tercero, Argentino Urbano Cancellieri se jubiló en 2013. La fiscal de cuentas, Marina Marsili, renunció hace dos meses al ganar un concurso para un cargo en un organismo de control nacional. Y seis de los diez contadores fiscales se retiraron, una de ellas (María del Carmen Crescimanno) por licencia al asumir un puesto en el Estado provincial, y Clara Madoery, pasó provisoriamente a ocupar el puesto de Marsili y también como vocal hasta tanto se cubra ese puesto.
  Contadores consultados de distintos colores políticos reconocieron que las denominadas Cuentas de Inversión presentadas por el Ejecutivo “están bien hechas”, pero coincidieron que si se produjera un debate en serio en el Concejo “se trata de una herramienta de discusión de las políticas municipales importantísima”. Dado que queda en evidencia, entre otras cuestiones, lo que se propone en el proyecto de presupuesto y lo que finalmente se ejecuta.
  El Tribunal se fue aggiornando en el último tiempo y comenzó a publicar en su página oficial información pública sobre las cuentas municipales. Allí se puede ver, con ciertas limitaciones, la evolución presupuestaria desde 2005.

Demandas y realidades. El Tribunal de Cuentas de la Municipalidad de Rosario fue creado en 1993 por la ordenanza Nº 5.689 aunque comenzó recién a funcionar en el año 1997. Posteriormente sufrió algunos cambios normativos y es en 2004 cuando, a través de la ordenanza 7.767, se reconfigura el organismo con el actual organigrama, responsabilidades y obligaciones.
  El organismo se fue integrando gradualmente con los profesionales que fueron designados de acuerdo a los procedimientos establecidos en la normativa, previo concurso público de antecedentes y oposición.
  Pero desde hace una década que no se llama a concurso. La comisión de Gobierno es la que debería ser la encargada de promocionar la convocatoria a concurso público.
  De todas formas, en el artículo 6º de la ordenanza, se explicita la integración de composición del jurado que debe seleccionar a las autoridades, que incluye a las universidades nacionales y colegios profesionales.
  La norma establece claramente que en caso de renuncia o vencimiento del plazo de seis años que dura el mandato de las autoridades se debe volver a llamar a concurso. Eso debería haber ocurrido en 2010, ya que los funcionarios actuales fueron concursados en 2004. Además quedan sólo quedan cubiertos siete de los 14 puestos clave del organismo.
  La creación del Tribunal de Cuentas Municipal por parte del Concejo llega por la preocupación en la agenda pública por el control de los actos públicos.
  Hoy esas demandas se reactualizan, pero, por el momento, el debate se queda en los slogans de campaña.

Controles estatales

Hoy sólo las ciudades de Rosario y de Santa Fe poseen un Tribunal de Cuentas de los 362 municipios y comunas que existen en la provincia. Es decisión de las autoridades locales tener este tipo de entes. Los Estados santafesino y nacional también tienen organismos de control. En el Concejo Municipal circularon el año pasado versiones sobre introducir algunos cambios a la estructura actual del Tribunal, pero no prosperaron.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS