La ciudad

Tensión y evacuados por fuga de gas en la zona oeste de Rosario

Arreglaban un caño en una vivienda. Hubo una explosión y pánico generalizado. El intenso olor alertó a los vecinos quienes de inmediato avisaron a la policía.

Viernes 30 de Agosto de 2013

Una nueva fuga de gas generó suma tensión en el oeste de Rosario. El intenso olor alertó a los vecinos quienes de inmediato avisaron a la policía. A los pocos minutos se montó un amplio operativo en barrio Godoy que incluyó la evacuación de un centenar de habitantes de Rivarola al 6800. La Empresa Provincial de la Energía cortó la luz en la manaza y personal de Litoral Gas llegó al lugar para solucionar la avería. Sobre las razones del incidente había varias versiones, pero todas coincidían que se originó por la manipulación de una cañería en el frente de una vivienda particular.

A poco más de tres semanas de la trágica explosión de Salta al 2100 que dejó 21 muertos, los peores fantasmas sobrevolaron por un instante en el extremo oeste de la ciudad. Cerca de las 19 los vecinos de Rivarola al 6800, entre Provincias Unidas y Circunvalación sintieron un fuerte olor a gas y se encendieron todas las alarmas.

"Llegamos al lugar alertados por el sistema 911 a raíz de los llamados de los vecinos. Había mucha gente en la calle circulando y el olor a gas era muy intenso", relató a LaCapital el cabo Barragan del Comando Radioeléctrico.

El agente policial precisó que "ante el temor de que ocurriera algo grave se activó de inmediato el protocolo de emergencia y se dio aviso a Bomberos, Defensa Civil, Guardia Urbana y el Sies que al poco tiempo se hicieron presentes".

Personal de todas estas reparticiones vallaron la manzana y evacuaron preventivamente la zona. Trabajadores de Litoral Gas llegaron al lugar para solucionar la fuga. Y agentes de la EPE cortaron la luz para evitar que se generara una explosión por la fuga del gas.

Varios vecinos relataron a este diario que el incidente se produjo en la vivienda de un particular que además tiene una ferretería y un local de cotillón contiguos, además de alquilar un local gastronómico. Al parecer, un plomero por él contratado estaba intentando soldar un caño sanitario y no advirtió que había una conexión de gas lindera.

Su manipulación generó una fuga y en contacto con una leve chispa un incendio de baja escala. Con el matafuegos que había en el mismo domicilio fueron sofocadas las llamas, mientras el olor a gas era cada vez más intenso.

No faltaron incluso los que escucharon una mención a la trágica explosión de hace 24 días. "Acá vamos a terminar como en calle Salta", aseguraron haber escuchado varios testigos, lo que disparó los peores temores.

El operario que trabajaba cuando se produjo la rotura dijo que el ruido por el escape de gas "era impresionante", y confirmó que apenas se desató el incendio fue con el dueño "a buscar matafuegos para tratar de apagar el fuego".

También contó que personal de Bomberos le tomó declaración y que le dijeron que se quedara "tranquilo que no hubo ningún herido".

Agentes del Sies ratificaron que no hubo que atender ningún herido ni cuadro complejo por la fuga. Al cierre de esta edición los frentistas volvían a sus hogares a pasar al noche, tras haberse solucionado el inconveniente.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario