salud

Siguen los test en los barrios populares y ayer le tocó a Casiano Casas

En uno de los centros de salud se realizaron cerca de 30 pruebas de Covid-19. Los vecinos se anotaron previamente. No se regisraron casos.

Miércoles 20 de Mayo de 2020

En pocas horas, en el Centro de Salud Casiano Casas se realizaron ayer unos 30 test de Covid-19, en el marco del programa impulsado para detectar la enfermedad en pacientes con pocos síntomas. Las muestras tomadas en Empalme Graneros y Los Pumitas tuvieron resultado negativo (ver aparte). "Los barrios de Rosario estamos bien preparados para asistir si llega el virus", aseguran los médicos de los centros de salud.

"Si sos de Casiano Casas y tuviste algún síntoma (fiebre o tos, dolor de garganta o falta de gusto y olfato). O si viajaste o tuviste contacto con alguien que haya viajado a Buenos Aires, Chaco o Córdoba. Comunicate para sacar un turno para realizarte el hisopado para Covid-19", decía el mensaje que se publicó el lunes en el Facebook del centro de salud de avenida Casiano Casas al 900, en la zona norte de la ciudad. Los hisopados se realizaron también en el centro de salud Independencia, a unas 9 cuadras.

La invitación fue compartida más de 500 veces y el teléfono del dispensario empezó a sonar desde temprano: en pocas horas se otorgaron los 25 turnos disponibles y, en el transcurso de la tarde, tuvieron que sumar algunos más. El coordinador del Casiano, Juan Pablo Pérez, destacó la celeridad del operativo que, como en Empalme, se desarrolló respetando el distanciamiento: en espacios al aire libre y con turnos cada 15 minutos.

"Enseguida tuvimos una buena respuesta para los testeos. Llamó gente de otros barrios o que no cumplía con los criterios de la muestra, pero también se comunicaron los que respondían a nuestra búsqueda, personas que tenían algún síntoma, o habían viajado a Buenos Aires o recibieron gente del Chaco", explicó el profesional.

Ayer a las 15.30, los profesionales que participan del programa de detección ya habían completado el hisopado número 30. Los resultados de las muestras llegarán a los centros de salud a partir de hoy. Si alguna es positiva, el personal de salud se acercará al domicilio del paciente para asegurar su cuidado y el aislamiento adecuado.

Ese es el principal objetivo del plan Detectar (Dispositivo Estratégico de Testeo para Coronavirus en Terreno de Argentina), hallar en forma precoz las infecciones por coronavirus en barrios populares, garantizar los cuidados adecuados y evitar un brote de la enfermedad. La iniciativa se inició en el conurbano bonaerense y hasta el viernes se replicará en nueve centros de salud de distintos barrios populares de Rosario.

Los testeos, explica Pérez, "nos permitirán saber si hay personas que, aún con pocos síntomas pueden llegar a tener coronavirus. En este programa hacemos la prueba a personas con un solo síntoma o antecedentes de viaje".

Casiano Casas es un barrio de trabajadores cuya población comenzó a crecer hace unos 30 años cuando grupos de familias comenzaron a ocupar terrenos inundables, a la vera del arroyo Ludueña. El centro de salud guarda unas 7 mil historias clínicas familiares, unos 17 mil pacientes que consultan al médico a diario, retiran sus medicamentos o reciben asistencia psicológica.

Hace unos dos meses, en el barrio hubo un brote de casos de dengue, con muchos pacientes que necesitaron ser hospitalizados e incluso algunos contagios entre los trabajadores del centro de salud. Cuando esa emergencia empezó a ceder, comenzaron las rutinas relacionadas al coronavirus: se hicieron reformas edilicias para separar la atención de pacientes febriles y se aceitaron protocolos de seguridad y limpieza.

Según destaca Pérez, haber frenado la curva de contagios del virus permitió "hacer las cosas bien y a tiempo. En Buenos Aires aparecieron los primeros casos en barrios populares y ahora tienen 800. Acá ni bien hubo un paciente en Empalme se hizo el bloqueo y no hubo contagios". El médico reconoce que los hábitos o las características de las viviendas de la población que asiste al centro de salud conspiran contra la posibilidad de que permanezcan adentro. "Pero si es necesario, ya hay centros de aislamiento para adultos mayores y para personas enfermas preparados", sostiene.

Y, sobre todo, destaca el trabajo en equipo de los profesionales de la salud. "Acá somos un grupo grande de médicos, enfermeros, administrativos, psicólogos, odontólogos, farmacéuticos, trabajadores sociales. Pasamos la crisis del 2001, la epidemia de gripe A, las inundaciones, eso nos ha dado cierta experiencia y nos ha permitido capitalizarla. Conocemos a la población y tenemos una red de trabajo. Estamos bien preparados para asistir si llega el virus", concluye.

Resultados negativos

Desde la Secretaría de Salud municipal confirmaron ayer que la totalidad de las muestras tomadas en Empalme Graneros y Los Pumitas tuvieron resultados negativos para coronavirus. La primera jornada del programa para detectar Covid-19 en los barrios populares comenzó el lunes en el distrito noroeste. Ese dia, en el centro de salud Juana Azurduy se realizaron 25 hisopados y en el centro de salud Empalme Graneros se sumaron otros 21. El laboratorio del Cemar terminó ayer de procesar todos los análisis y ninguno fue positivo. La campaña continuará hoy en el distrito sudoeste, en el barrio Toba y Libertad.

En la capital de la provincia

El gobierno de la provincia comenzará hoy con la implementación del plan Detecar en diversos barrios de la ciudad de Santa Fe. Se llevará a cabo en los barrios Abasto, San Agustín y Yapeyú y continuará hasta el martes de la semana próxima. La estrategia estatal busca diagnosticar precozmente la presencia de Covid-19 mediante el estudio de personas oligosintomáticas (si bien no reúnen las características de caso sospecho, muestran algunos síntomas).

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario