La ciudad

Sigue preso el hombre acusado de abusar de una médica

La Justicia rechazó el pedido de libertad que había solicitado la defensa. La detención se produjo tras la difusión de un video.

Sábado 18 de Enero de 2020

El hombre de 34 años detenido e imputado por el delito de abuso sexual simple contra Gimena Corral seguirá bajo el dictamen de prisión preventiva por el plazo de ley (dos años) que la Justicia le impuso la semana pasada. Así lo definió el juez Javier Beltramone ayer en una nueva audiencia luego que la defensa de Claudio A. apelara esa primera decisión y solicitara su arresto domiciliario. La familia de la médica de 35 años, cuyo caso se hizo público a través de la viralización del video que permitió dar con el sospechoso que en julio pasado la habría atacado en Maipú al 2200, admitió el "temor" que les provocó la apelación de la defensa y el "alivio" de la determinación del magistrado.

Tras haber sido detenido e imputado la semana pasada, la defensa solicitó en las últimas horas la revisión de la prisión preventiva, buscando morigerar la modalidad de detención del sospechoso y lograr la prisión domiciliarias.

Para definir ese pedido, se llevó adelante una nueva audiencia en el Centro de Justicia Penal, que tuvo al frente al camarista Beltramone, que rechazó la solicitud de la defensa.

Al término de la audiencia, Julián, hermano de la víctima, admitió sensaciones "bastante encontradas", y agregó: "No es agradable estar acá, pero se siente un alivio dentro de todo el dolor por saber que va a seguir adentro y que no se le otorgó lo que la defensa pedía".

En tanto, Julieta, hermana de la víctima, señaló que el pedido de la defensa "fue algo nuevo" para familia, y recordó los testimonios de los familiares del propio imputado, una abuela y un tío, que señalaron no tener relación con él "porque era una persona muy violenta, que incluso había querido pegarle a la abuela y por eso lo habían echado de la casa".

"Ese testimonio de la familia creo que fue determinante para que se continúe con la prisión preventiva. Teníamos miedo de que le diera la libertad, pero sentimos alivio. Igual somos conscientes que dentro de dos años volveremos al juicio y vamos a revivir todo. Pero es algo importante y tenemos que hacerlo para que la sociedad tome conciencia de las cosas que están pasando", concluyó.

La difusión

El caso se hizo público durante los primeros días de enero, cuando la misma víctima decidió dar a difusión del video del violento ataque que había sufrido al salir de un bar de avenida Pellegrini con el objetivo de dar con el agresor y evitar nuevos ataques, explicó ella misma en varias oportunidades.

Eso generó una ola de llamados al Ministerio Público de la Acusación, entre los que aparecieron testimonios coincidentes entre sí que condujeron a un cuidacoches de la zona como el posible autor de la agresión, y que finalmente terminaron en su detención en la zona de Santa Fe y Buenos Aires, sospechado del asalto, intento de abuso sexual y el fuerte golpe que dejó a la profesional inconsciente y con la nariz fracturada en el ingreso a un edificio.

Apenas 24 horas más tarde, en el Centro de Justicia Penal las fiscales Alejandra Raigal y Noelia Ricardi, integrantes de la Unidad Fiscal de Delitos Contra la Integridad Sexual, le imputaron a Claudio A. el hecho ocurrido el 7 de julio del 2019 después de la medianoche, cuando interceptó a la mujer y abusó sexualmente de ella; y allí el juez de primera instancia Gustavo Pérez Urrechu dictó la prisión preventiva por el plazo de ley, que son dos años.

Esa fue la medida que la defensa apeló en las últimas horas, solicitando la morigeración de la modalidad de detención y solicitando el arresto domiciliario, y que fue rechazada.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario