La ciudad

Secundaria: comenzaron las clases y algunos alumnos llegaron alcoholizados

Esta mañana comenzó el ciclo lectivo 2008 de la educación media en la provincia de Santa Fe, pero en Rosario muchos alumnos secundarios, en especial los que comienzan 5º año, que reemplaza a 3º del polimodal, de algunos colegios privados, iniciaron las clases luego de pasar la noche tomando alcohol y llegaron a los colegios entre silbatos, cornetas, bombas de estruendo y provocando a grupos de alumnos de otros colegios.

Lunes 10 de Marzo de 2008

Rosario.- Esta mañana comenzó el ciclo lectivo 2008 de la educación media en la provincia de Santa Fe, pero en Rosario muchos alumnos secundarios, en especial los que comienzan 5º año, que reemplaza a 3º del polimodal, de algunos colegios privados, iniciaron las clases luego de pasar la noche tomando alcohol y llegaron a los colegios entre silbatos, cornetas, bombas de estruendo y golpes en los contenedores y autos que estaban estacionados en los alrededores.

La nueva costumbre , bautizada como la previa, similar a la que los chicos hacen antes de ir a bailar, consiste en pasar la noche sin dormir, consumiendo alcohol y a la mañana ir a la escuela con la consiguiente mochila de sueño y resaca a retomar las clases y en algunos casos pasar por otras escuelas a provocar a otros grupos de alumnos.

"Estuvimos tomando toda la noche y no pensamos ir a la escuela. Algunos entraron, otros nos quedamos acá y pensamos darle a los de otras escuelas", explicó a un móvil de Radio 2 uno de los chicos que dijo ser alumno del colegio Brigadier López, ubicado en bulevar Oroño y Rioja. "Nos queremos despedir con toda la alegría y el descontrol. Venimos a hacer quilombo a la puerta de la escuela", aclaró un compañero.

La particular celebración se concentró desde las cinco de la mañana en el centro, en especial en la zona de bulevar Oroño, donde se escuchaba el bullicio de los estudiantes, algunos en evidente estado de ebriedad, lo que confirmó una de las chicas consultadas. "Estuvimos desde las 23.30 en un bar tomando cerveza hasta las cinco de la mañana, pasó la policía y no nos dijo nada y en todos los locales nos vendieron bebidas alcohólicas aunque todos tenemos 17 años y somos menores", dijo claramente.

Entre los colegios donde se concentraron los alumnos en este tipo se cuentan, Brigadier López, Lasalle y Hermanos Maristas entre otros, en tanto las autoridades de algunos de ellos, como Jorgelina Belci, directora del colegio Brigadier López y el vicerrector del colegio Hermanos Maristas, Sebastián Soso confirmaron tras ser consultadas que los alumnos que ingresaron a la escuela lo hicieron en buen estado y no alcoholizados.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario