La ciudad

Proyectan una reforma integral en el tránsito para el oeste y noroeste

La intendenta Fein planteó que una opción a reflotar sería eliminar la doble vía en las avenidas Mendoza y Eva Perón. El municipio tiene en carpeta varias medidas.

Viernes 17 de Julio de 2015

El municipio proyecta una reforma integral en la movilidad para el oeste y noroeste de la ciudad, considerados los corredores más conflictivos de Rosario. De hecho, allí el transporte público recorre las calles a la menor velocidad registrada en todo el ejido urbano. Hay varias medidas en carpeta y se piensa en una transformación a escala, como se hizo con el acceso por avenida Pellegrini. La intendenta Mónica Fein dio ayer el primer paso al mencionar que analiza reimpulsar como propuesta al Concejo el plan para eliminar la doble vía en las avenidas Mendoza y Eva Perón (ex Córdoba).

Esta iniciativa contempla que Perón sólo tenga circulación particular de oeste a este y Mendoza a la inversa, eliminando la doble vía que hoy existe entre Wilde y Liniers. Colectivos y taxis podrán seguir circulando en ambos sentidos, a través de un carril propio.

La propuesta, elaborada por los equipos técnicos de la municipalidad, está en estudio desde principios del año pasado. La Subsecretaría de Movilidad y Seguridad Vial, está ultimando los detalles del proyecto que supone varios cambios en la circulación de los corredores.

Los responsables de monitorear la movilidad en Rosario le hicieron saber a la intendenta que en poco tiempo la ciudad deberá encarar al menos dos grandes obras de infraestructura vial en la zona para descomprimir los congestionamientos que hoy se producen en horarios picos.

"En estos años creció mucho Fisherton, aumentó mucho la gente que se fue a vivir a Funes y Roldán y la gente de estas ciudades que viene a Rosario a trabajar. Hay que darle una respuesta a esa demanda con transformaciones como las que se hicieron con otros accesos", graficó una fuente.

En ese marco, se evalúan varias medidas para mejorar la circulación en ambos corredores. En algunos tramos, los colectivos circulan a sólo 11 kilómetros por hora.

Una opción es reflotar el plan para eliminar la doble vía de las avenidas Eva Perón y Mendoza. Ayer, en declaraciones a La Ocho, Fein señaló: "Es un tema a resolver, después del diálogo con los actores que utilizan esas arterias (comerciantes, vecinos), vamos a resolver esa situación".

Ambas arterias tienen un flujo vehicular intenso, en torno a los 16 mil rodados de promedio diario en sus 6 kilómetros de longitud (avenida Perón) los 4 de Mendoza hasta que se bifurca con San Juan.

De acuerdo a datos oficiales, en la composición vehicular de las dos avenidas predomina el auto particular (cerca del 90 por ciento), seguido por motos y una pequeña participación del transporte público (2 por ciento).

El esquema que pergeñó la Intendencia contempla que colectivos y taxis puedan seguir circulando en ambos sentidos, a través de un carril propio. De esta forma, la línea K de trolebuses conservaría su recorrido a través del tendido eléctrico actual.

Como se piensa en una intervención a escala, el cantero central actual desaparecería, se ensancharía la calzada, habría cinco carriles para circular y la iluminación cambiará de ubicación.

La intendenta ubicó los cambios que el municipio propondrá al Concejo respecto a los corredores oeste-noroeste en un paquete más amplio y ambicioso de reforma de los accesos a la ciudad que quedan pendientes de remodelación.

"Vamos a avanzar con la reforma del ingreso a Rosario por bulevar 27 de febrero (en el oeste) y también apostamos a concretar la ampliación de la avenida Newbery (noroeste)", precisó la intendenta.

Fein también anunció que se avanzará con el plan de restricciones para estacionar autos en el área central. La regulación que aprobó el Concejo contemplaba hasta 70 cuadras y el municipio sólo lo implementó en una docena.

Según la reelecta jefa comunal, en las arterias donde se aplicó la imposibilidad de dejar los vehículos estacionados, se agilizó la circulación y se redujeron los conflictos de movilidad.

Refutan a la Nación por los estudios del subte

El Ente de la Movilidad salió al cruce del secretario de Transporte de la Nación, Alejandro Ramos, al recordar que se cumplimentó toda la información solicitada por la Casa Rosada para poder efectuar los estudios de factibilidad que permitan un subte en Rosario.

La dependencia municipal recordó que el 7 de noviembre del año pasado Ramos presentó a la intendenta Mónica Fein a la empresa china Citic, con el objetivo de comenzar a trabajar en la propuesta de un metro urbano.

Ramos había indicado a LaCapital que había acompañado a empresas chinas interesadas en el subte y "no hubo respuesta" para luego disparar: "Para Fein no es prioridad, ni ella ni (el gobernador electo Miguel) Lifschitz me llamaron para interiorizarse".

A través de un comunicado, el Ente prosiguió: "Luego se llevó a cabo otro encuentro donde participaron, además del secretario de Transporte y la intendenta, el empresario chino Fan Zheng y representantes de la Cámara de la Construcción, entre otros funcionarios nacionales y municipales".

Luego —y siempre según el municipio—, se llevó a cabo un encuentro posterior en la Secretaría de Transporte de la Nación en el cual participaron Ramos con su equipo técnico, la titular del Ente, Mónica Alvarado, también con su equipo técnico y Citic.

En esa reunión se acordó formar una comisión de trabajo, integrada por los equipos técnicos del gobierno nacional, la empresa Citic y el Ente de la Movilidad. "La referida comisión de trabajo se reunió en Rosario en varias ocasiones, en donde sólo participaron el equipo técnico de Rosario, los representantes de Citic y de la Cámara de la Construcción", subrayó el parte de prensa.

El trabajo realizado consistió en la recopilación de información y análisis de alternativas para definir cuál sería la traza más conveniente para el metro soterrado. Se llevaron a cabo relevamientos para determinar las ubicaciones de las estaciones, y se realizó un estudio de análisis de la demanda y de interferencia de servicios.

El Ente de la Movilidad entregó a Citic planos de la traza, estaciones propuestas, interferencias, zonas de patrimionio y análisis de tránsito entre otras variables.

Citic analizó la factibilidad respecto a qué tramos serían subterráneos y cuáles podrían ser en superficie, y planteó diferentes alternativas.

"Tras la última reunión, la empresa china requería el aval de la Secretaría de Transporte la Nación respecto a la definición de la alternativa a estudiar en profundidad y el financiamiento correspondiente", recordó el Ente de la Movilidad de Rosario.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario