La ciudad

Proponen crear un Día provincial para prevenir la violencia en los noviazgos

Diputados santafesinos presentaron un proyecto para que se instaure el 10 de mayo, en memoria del femicidio de la adolescente Chiara Páez. Cómo concientizar desde la educación sexual integral

Lunes 12 de Abril de 2021

Dos diputados santafesinos presentaron un proyecto de ley para que el 10 de mayo se instaure como “Día provincial de la prevención y visibilización de la violencia en el noviazgo” en memoria de Chiara Páez, la adolescente de 14 años asesinada en 2015 en Rufino por su pareja y cuyo crimen dio pie para la formalización del colectivo feminista “Ni una menos”.

Los radicales Georgina Orciani y Sergio Basile, con el apoyo de su bloque y el aval del padre de Chiara, elevaron en febrero la propuesta legislativa, que en caso de aprobarse dará lugar a una serie de actividades de concientización y prevención dirigidas a adolescentes. Como antecedentes, citan los casos de CABA y provincia de Buenos Aires, donde se declaró una jornada para atender especialmente la violencia en los noviazgos cada 27 de mayo. La fecha hace referencia al femicidio de Carolina Aló, asesinada en 1996 en Tigre por su novio Fabián Tablado, que le aplicó 113 puñaladas.

Según el Registro Nacional de Femicidios del Observatorio Mumalá, el año pasado se constataron 329 muertes violentas de mujeres, travestis y trans, de los cuales 270 fueron femicidios. El 40 por ciento de los crímenes fueron cometidos por la pareja y el 19 por ciento por la expareja de la víctima. En tanto el informe especial publicado en octubre por la Oficina de la Mujer de la Corte Suprema de la Nación, reveló que entre 2017 y 2019 hubo 119 niñas, adolescentes y jóvenes menores de 20 años víctimas de femicidio.

“El maltrato suele comenzar con conductas de abuso difíciles de identificar, porque están enmascaradas en apariencia de cariño y cuidado. La censura en la manera de vestir (de la pareja), en sus amistades y horarios, como también el control del celular y las redes sociales son algunos de los ejemplos de violencia que no se advierten como de gravedad”, opinó el diputado Basile. “Es necesario desmitificar el sufrimiento, la entrega total en las relaciones y entender que el amor verdadero, los noviazgos y relaciones saludables están basados en la igualdad, el respeto y la independencia”, concluyó.

https://api.scraperapi.com/?api_key=1e0f56943452409b556fd540b2fa059c&premium=true&url=https%3A%2F%2Fpublish.twitter.com%2Foembed%3Furl%3Dhttps%3A%2F%2Ftwitter.com%2Fchechobasile%2Fstatus%2F1364334434326044672

La ESI, telón de fondo

En Rosario el programa “Vos sabés”, que gestiona la Dirección de Juventudes de la Municipalidad desde la perspectiva de la Educación Sexual Integral (ESI), apunta a chicos y chicas a partir de los 12 años para abordar este tipo de comportamientos en el marco de vínculos afectivos. “Vos sabés” arrancó en febrero de 2020 en espacios públicos de concurrencia masiva y por la cuarentena se circunscribió a los Centros de Convivencia Barrial, para luego expandirse a medida que se flexibilizaban las restricciones sanitarias.

La directora de Juventudes, Andrea Nisnevich, contó que en plena pandemia aprovecharon para trabajar la violencia en redes sociales y este verano desembarcaron en las colonias de vacaciones en los barrios, donde también tocan el tema de los consumo problemáticos (de alcohol y otras sustancias). Ahora planean además llevar el dispositivo a escuelas y clubes. “Hemos tenido mucha demanda, cada vez que difundimos una intervención nos solicitan una nueva”, confió la funcionaria.

Los talleres y espacios de reflexión aparecen como muy requeridos por jóvenes y adultos en un contexto social de recrudecimiento de la violencia. “Buscamos que los chicos puedan hablar de lo que les pasa, que lo puedan expresar. Nos interesa articular con instituciones del barrio para que lo que surja en las intervenciones luego sea acompañado, no quede en el aire. Por eso trabajamos mucho en sintonía con la Secretaría de Género (municipal)”, continuó Nisnevich.

https://graph.facebook.com/v8.0/instagram_oembed?url=https%3A%2F%2Fwww.instagram.com%2Fp%2FCJyWaaoANDw%2F&access_token=EAAGZAH4sEtVABAEc0SBxEKjKjRQnUiFecbn2euoIJKXRc77TuCkufy69CVsrwpgOEae00z3xenCDaHj1IdtZALbpeEoxcYU2DcbP99pFJ6QpYkZBpIaNrpAs9a7eX9NjU78IAGWr5OZBICj3SON9I1pSyQnGCTuc8sqiS7wQi7E4ILTGZB069

En tanto, la docente especializada en ESI Claudia Mauri, además integrante de la agrupación feminista Las Pauluzzi, coincidió en la importancia de brindarle a los adolescentes espacios de expresión y escucha. “La educación sexual no puede ser prescriptiva, es una cuestión de reflexión con el estudiantado y de autocrítica de la comunidad. Los chicos son sujetos de derecho y tienen que decidir, uno no decide por ellos sino que los acompaña y orienta; ésa es la diferencia con la educación tradicional, agregó la profesora de Biología, ya jubilada, que comenzó a coordinar charlas y talleres en los 90, mucho antes de que en 2006 se aprobara una ley nacional en la materia.

“La violencia en el noviazgo y de género forma parte de la currícula de la ESI y se puede trabajar desde distintos lugares como por ejemplo Educación musical, deconstruyendo la violencia de algunas letras de canciones; Lengua y literatura con el análisis las noticias; Biología desde la salud, Construcción de ciudadanía desde la perspectiva de derechos”, advirtió Mauri, quien reconoció mayor apertura en el tratamiento de estos temas y sobre todo que los propios adolescentes asumen en los últimos años la ESI como un derecho. A pesar de ello, dijo, todavía hay resistencias.

“Todo lo que haga a la sensibilización de esta cuestión tan compleja y que va a llevar tiempo es un paso hacia adelante en lo que necesitamos: un verdadero cambio de mentalidad”, cerró una de las pioneras de la educación sexual de la ciudad.

Cómo identificar un novivazgo violento

En el proyecto que se presentó en la Legislatura, la violencia en los noviazgos se define como “toda conducta, acto, actitud o expresión que genere o tenga potencial de generar daño emocional, físico o sexual a la pareja afectiva con la que se comparte una relación íntima sin convivencia ni vínculo marital”.

En ese sentido, la directora de Juventudes de la Municipalidad, Andrea Nisnevich, recomendó a propios y ajenos “chequear en nuestras parejas jóvenes el nivel de toxicidad, como se lo nombra ahora. El golpe, el grito y el zamarreo es el tope pero antes está revisar el celular o las redes sociales, reclamar porque está mucho tiempo con las amigas, por ejemplo”. La funcionaria indicó que en esa instancia “todavía podemos hacer algo, sobre todo no naturalizar ciertas cuestiones y enseñarles a nuestros jóvenes a cuidarse, acompañarlos, charlar con ellos, debatir”.

Nisnevich resumió que lejos de apuntar a producir separaciones en las parejas o denuncias en la justicia, “apostamos a que puedan tomar conciencia, a trabajar con las responsabilidades”.

En sintonía, la docente Claudia Mauri planteó “desromantizar las relaciones afectivas, pensar que cuando hay una prohibición de algo eso ya es un síntoma de que la cosa va a ir mal dado que nadie puede prohibirle o indicarle a otra persona qué hacer con su propia vida”. La especialista en ESI propuso “trabajar el diálogo, la deconstrucción de los estereotipos, las cuestiones machistas” y advirtió que la violencia puede darse en parejas heterosexuales, gays, lésbicas y transexuales siempre que alguien se arrogue una superioridad. “Quien quiere mostrar poder tiene poca autoestima y quien recibe la violencia también porque no puede ver su propia valía. El tema del mal uso del poder es fundamental: debemos trabajar para empoderarnos para no ejercer violencias ni recibirlas”, concluyó.

Normativas Educación Sexual Integral (ESI)

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario