La ciudad

Para los jóvenes rosarinos, aumentó la droga en los barrios

La mayoría de los rosarinos asegura que el problema de la droga empeoró en su barrio durante el último año y cree que para enfrentar al narcotráfico es necesario que haya "dirigentes políticos que no sean cómplices".

Martes 16 de Abril de 2019

La mayoría de los rosarinos asegura que el problema de la droga empeoró en su barrio durante el último año y cree que para enfrentar al narcotráfico es necesario que haya "dirigentes políticos que no sean cómplices". El dato se desprende de una encuesta encargada por la diputada nacional Lucila De Ponti, quien destacó que el resultado muestra "un pedido urgente frente a un problema en el cual no se avanzó ni un poco".

Según el estudio, realizado por la agencia .Inmediata, el 62,4 por ciento de los rosarinos entrevistados consideró que la situación del narcotráfico empeoró con respecto al año pasado y repartió responsabilidades entre el gobierno nacional (24 por ciento), el gobierno provincial (21,9 por ciento) y las fuerzas de seguridad (24,2 por ciento).

Con respecto a las posibles soluciones, el 92,4 por ciento estuvo de acuerdo en que para enfrentar al narcotráfico se necesitan dirigentes políticos que no sean cómplices, mientras que el 71,5 por ciento coincidió en que los más jóvenes de la sociedad son las víctimas principales de estas mafias.

También el 56,1 por ciento de los consultados opinó que tener una comisaría en cada barrio y crear fiscalías territoriales daría soluciones más rápidas.

"Queda claro que lo que se hizo hasta ahora no alcanza. Hace falta honestidad y decisión política para encontrar soluciones y eso ni la estructura del socialismo, ni tampoco desde Cambiemos, se lo pueden ofrecer a los vecinos porque tuvieron la chance y no cumplieron sus promesas", aseguró la legisladora santafesina, quien encabeza la lista de candidatos a diputados provinciales por la alianza Juntos.

Gran preocupación

"Sin dudas es la preocupación que más veces aparece cuando uno habla con los vecinos a lo largo de toda la provincia, y también es una de las situaciones más urgentes en las que no se ve ningún avance. Necesitamos generar nuevos mecanismos de carácter preventivo y dispositivos de control que logren hacer una diferencia que hasta ahora no se consiguió con este tipo de políticas", explicó la legisladora.

Además, De Ponti se encargó de resaltar que los vecinos están cansados de ver como son los más jóvenes las principales víctimas de este flagelo. "No podemos resignarnos a vivir en una provincia donde nuestras pibas y pibes son «soldaditos» de estas mafias en lugar de estar estudiando. La gente está cansada de tanta violencia y de tantas promesas, llegó la hora de combatir de verdad este problema", finalizó.

reclamo. "Hay un pedido urgente de soluciones", dijo la diputada nacional Lucila De Ponti, quien encargó el estudio.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario