La ciudad

Más que un susto: despistó el avión que trasladaba a Bonfatti

Fue ayer al mediodía en Villa Minetti, departamento 9 de Julio. Dijeron que el incidente ocurrió porque la pista “estaba mojada”, según informaron voceros de la Casa Gris.

Miércoles 11 de Febrero de 2015

Los ocho ocupantes del avión que ayer trasladaba, entre ellos, al gobernador Antonio Bonfatti se llevaron algo más que un susto. La máquina despistó en el aeródromo de Villa Minetti (departamento 9 de Julio), al norte de la provincia, debido a que la pista estaba mojada, según informaron voceros de la Casa Gris.
     El Learjet 60 se disponía a aterrizar cerca del mediodía cuando siguió de largo y tocó el área donde termina la plataforma, produjo algunos movimientos bruscos y se frenó de golpe. Es que, tal como dijeron testigos a La Capital, el barro que había en los alrededores de la pista colaboró para que no siguiera de largo.
     Los ocupantes de la aeronave, un avión de clase ejecutiva, minimizaron la situación y la calificaron como un “episodio menor”. De hecho, el secretario de Prensa del gobernador, Damián Umansky, quien estaba en el avión, dijo que el incidente “no produjo inconvenientes personales ni con la agenda del primer mandatario de la provincia”, que se desarrolló con
normalidad.
     La zona geográfica santafesina donde tuvo lugar el incidente viene registrando lluvias en los últimos días e incluso poco antes del aterrizaje hubo también
precipitaciones.
     Umansky dijo que “la nave volvió a ponerse en pista y continuó volando una vez que el gobernador y el resto de los pasajeros regresaron allí”. Es más, “nunca hubo problemas en esa terminal”, añadió.
     Aparte de Bonfatti, el piloto y el copiloto, el Learjet llevaba al ministro de Aguas, Servicios Públicos y Medio Ambiente, Antonio Ciancio; el de Producción, Carlos Fascendini; el senador provincial, Miguel Lifschitz; y dos secretarios. Los referentes gubernamentales se dirigían a Santa Margarita para participar del acto de apertura de sobres con las ofertas económicas para la realización de obras de tendido eléctrico con un presupuesto superior a los 34 millones de pesos.
     El acto se desarrolló casi puntualmente al igual que la actividad prevista luego en Reconquista, donde se abrieron sobres de la tercera etapa del acueducto, se presentó una propuesta educativa para este año y se entregaron aportes económicos y escrituras.
     Pasadas las 19, la aeronave llegó  a Santa Fe con Bonfatti y su comitiva. “El avión anduvo perfecto. Lo único que hicieron fue limpiarlo”, dijo Umansky.

Otra versión. Sin embargo, otra fuente de este diario dio una versión distinta a la oficial y subrayó que, tras el incidente, la nave debió volar sin levantar el tren de aterrizaje por temor a que no se pudiera hacerlo descender. Esa situación produce una pérdida de velocidad y hace a la máquina menos resistente.
     Más todavía. Según los datos aportados a este diario, el accidente se habría producido debido a un error de cálculos del piloto en una pista corta para las características y necesidades de un Learjet.
     “El hombre, que trabaja para la empresa a la que el gobierno le alquila el avión, no conocía la pista que, para colmo es corta y no alcanza los 1.300 metros que requiere una nave de este tipo”, sostuvo antes de expresar que “se pasó de largo”.
     La situación no fue peligrosa ya que “en estas pistas siempre hay campo alrededor, lo que minimiza las posibilidades de choque y explosión”, agregó. Los lugareños colaboraron para retirar a la máquina del barro utilizando un tractor.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS