La ciudad

Más de la mitad de los alumnos del secundario virtual supera los 30 años

Unas 3.500 personas ya empezaron las clases de la nueva propuesta lanzada por el Ministerio de Educación provincial. La idea es completar el nivel medio. El 45 por ciento tiene entre 18 y 30 años.

Lunes 20 de Julio de 2015

El refrán dice que no hay plazo que no se cumpla ni deuda que no se pague. Y Patricia Medina lo repite cuando explica su decisión de empezar a cursar el secundario. Con 47 años, dos hijos y dos nietos, tener el título del nivel medio todavía le parece una cuenta pendiente que, señala, espera poder saldar aprovechando las herramientas que brindan las nuevas tecnologías. Y desde hace un mes, casi sobre la madrugada cuando termina de trabajar, toma la computadora y completa las tareas de la plataforma del "Vuelvo virtual", la propuesta de secundario a distancia lanzada por el Ministerio de Educación provincial.

Quizás con la misma aspiración que Patricia, 3.500 personas se matricularon para cursar el primer módulo del plan diseñado para desarrollarse en tres años. Y si bien en principio la propuesta se pensó como una herramienta más para alentar la inclusión en el sistema de los jóvenes que no concluyeron la escuela media, el 55 por ciento de los inscriptos tiene más de 30 años.

"Como siempre dijimos, este programa no reemplaza a las escuelas para adultos, sino que suma una oportunidad más para quienes no pueden acceder al nivel medio. Sobre todo trabajadores con horarios rotativos o mamás con varios niños a quienes les cuesta organizarse para concurrir a un Eempa", analiza Carina Gerlero, subsecretaria de Planificación de la cartera educativa.

De acuerdo a las cifras del ministerio, cuando se abrió la inscripción al "Vuelvo virtual" unas 5.700 personas completaron las fichas de inscripción. Sin embargo, como este año se cursarán solo los módulos del primer año, 3.500 comenzaron las clases hace un mes. En las aulas virtuales varones y mujeres se distribuyen por igual. El 45 por ciento tiene entre 18 y 30 años, el 55 por ciento restante supera esas edades. Incluso hay matriculados de más de 70 años.

Las motivaciones para retomar los estudios son tan variadas como la historia personal de cada uno. Pero, en líneas generales, los más jóvenes las incluyen dentro de la posibilidad de armar un proyecto de vida o de aspirar a mejores condiciones laborales. En la población más adulta pesa más la cuestión de mostrar un ejemplo a sus hijos, acompañarlos en su tránsito por el secundario o, como Patricia, alcanzar una meta pendiente.

También, explica Gerlero, muchos de los inscriptos viven en localidades rurales donde para concurrir a un Eempa deben recorrer diariamente largas distancias.

Sin timbre ni campana. Las clases comenzaron hace poco más de un mes. Para esto se habilitaron 70 aulas virtuales; casi la mitad (30) pertenece a Rosario y el resto a la ciudad de Santa Fe (17), Rafela (11), Venado Tuerto (7) y Reconquista (5). Cada aula tiene alrededor de 50 alumnos y varios tutores. Los primeros encuentros sirvieron para que los alumnos se pongan al día con las herramientas tecnológicas, reciban y envíen materiales escritos, accedan a textos y videos, participen de los foros de discusión y de las salas de chat.

Después del receso invernal comenzarán a dictarse los doce módulos del plan de estudios. Cada módulo tiene nombres como "Construcción social de ciudadanía", "Diversidad cultural y desigualdades", "Educación para el trabajo en contextos complejos" o "Comunicación y lenguajes". A partir de distintas problemáticas, se abordan los contenidos de matemática, lengua y literatura, idioma, educación artística, historia, ciencias y formación ciudadana.

Por ejemplo, explica Gerlero, el eje del acceso al agua permite desarrollar sus características físico químicas, el derecho al agua, las enfermedades asociadas al consumo de agua o sus distintos usos.

 

La próxima meta. Patricia cursó la primaria en la escuela Castelli hace ya 40 años. Después, la obligación de trabajar y de mantener una casa la hizo desistir de seguir estudiando. "Me hubiera gustado, pero uno se casa, tiene familia, trabaja, se hace muy difícil", señala.

Por eso, ahora que sus chicos ya tienen 18 y 25 años, pensó en tomarse su revancha. No es la primera vez que lo intenta, cuando sus hijos iban a la secundaria se anotó en un Eempa. "No me iba mal, competíamos por las notas y no me sacaban ventaja", recuerda. Pero, la obligación de parar la olla acortó la carrera: ella dejó en segundo año, sus dos hijos terminaron el quinto.

"Ahora estoy aprendiendo a usar la computadora y me está gustando. Estudio a mi tiempo, llega la noche y me siento a estudiar", dice y confía en que esta vez llegará al título. Y hace planes para cuando eso suceda. "Si puedo terminarla, quién te dice que no me anoto en la facultad. No sé si lo haré, pero por ahora me gusta la idea", afirma entre risas.

Los requisitos para la inscripción

El plan Vuelvo Virtual está destinado a jóvenes y adultos. Para inscribirse hay que tener más de 18 años, el nivel primario completo y vivir en la provincia.

La implementación de la trayectoria educativa en 2015 será sólo para 1er. año.

A partir del año 2016, se implementarán progresivamente los siguientes años de cursado.

Para quien tenga dificultades en el acceso y uso de las nuevas tecnologías, se diseñarán estrategias de acompañamiento en el manejo de las mismas.

Para más datos sobre el funcionamiento del programa se puede consultar el sitio web www.santafe.gov.ar/vuelvovirtual/preguntasfrecuentes.php.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario