La ciudad

Manos voluntarias plantarán mil árboles nativos en el Bosque de los Constituyentes

En apenas un día, unos 300 rosarinos agotaron el cupo para participar de la actividad colectiva. Será la mayor forestación en la historia del parque.

Lunes 30 de Abril de 2018

Convocados por la Secretaría de Ambiente y Espacio Público, unos 300 voluntarios trabajarán para implantar mil nuevos árboles de diez especies diferentes en el Bosque de los Constituyentes, que con sus 280 hectáreas constituye el sitio de conservación natural más grande de la ciudad. Para sumarse a lo que el sábado próximo promete ser la mayor forestación en la historia del parque, los candidatos agotaron el cupo propuesto por el municipio en apenas un día.

La cruzada colectiva será la segunda actividad que llevará adelante el Voluntariado Ambiental, una iniciativa que es impulsada por la propia Secretaría de Ambiente para "promover el compromiso ciudadano con el cuidado y la preservación del entorno natural".

"Tiene como objetivo principal sumar las ganas de hacer para transformar positivamente la realidad, algo que nos interesa mucho fomentar", fundamentó la titular del área, Marina Borgatello.

En este caso la meta es implantar, en un sector del Bosque de los Constituyentes "bastante deforestado" de unos 50 mil metros cuadrados, un millar de nuevos ejemplares de "especies nativas como ceibos, algarrobos, ombúes y timbós, que aportarán a la calidad ambiental de la ciudad", explicó.

Todos esos retoños nacieron en el Vivero de Nativas del propio espacio verde y ahora prometen cambiar el paisaje en un área que se encuentra al borde del arroyo Ludueña.

Para sumar voluntarios, la Secretaría de Ambiente lanzó una convocatoria por internet y en un solo día el cupo de los 300 quedó completo.

La invitación anterior realizada en el mismo marco en febrero pasado logró juntar a medio centenar de personas dispuestas a limpiar el arroyo Ludueña en el tramo de su desembocadura, quienes colectaron 800 kilos de residuos (ver recuadro).

Según adelantó Borgatello, los interesados que esta vez se queden sin posibilidad de plantar un árbol por haberse superado el cupo, pero se inscriban igual, "quedarán en lista de espera e incluso tendrán prioridad" para la próxima actividad de mejora ambiental lanzada desde la secretaría.

El sitio para anotarse en estas actividades colectivas es https://participa.rosario.gob.ar/voluntariado.

"Tenemos previsto repetir estas convocatorias cada uno o dos meses", contó la secretaria, incluso a propuesta de los propios voluntarios.

Sentido de pertenencia

Las iniciativas buscarán mejorar el ambiente "a una escala ciudad" —por ejemplo, a través de la erradicación de basurales crónicos— y en lugares con los que los rosarinos "se sientan colectivamente identificados".

Según contó Borgatello, el perfil de los voluntarios "es de lo más amplio": a ellos se suma gente de todas las edades y barrios de la ciudad.

"Para nosotros es muy importante que los vecinos se involucren en este tipo de actividades porque necesitamos profundizar el compromiso con el ambiente y la participación ciudadana", afirmó.

Y si bien las acciones asumidas desde el Estado municipal "son muy importantes", sostuvo, "el ciclo recién se cierra cuando los rosarinos y las rosarinas también hacen su aporte", concluyó Borgatello.

Apoyo empresario

Esta vez, sumaron también su compromiso para "acompañar la continuidad del proyecto" y sostener las necesarias "acciones de mantenimiento" posteriores a la implantación algunas empresas radicadas en las cercanías del Bosque, como Truckstore SA, Juntas Illinois, Micropack y Polimundi.

La actividad se llevará adelante el próximo sábado, de 9.30 a 13.30, en Juan Pablo II 2100 bis. Hasta Baigorria y López Buchardo llegan las líneas del transporte urbano de pasajeros 102 roja, 103 roja, 106 Ibarlucea, 142 roja y 143 roja.

Desde esa allí, entre las 9.15 y las 9.45 un colectivo del evento realizará el traslado de voluntarios hasta el punto de la plantación dentro del Bosque.

En caso de lluvia, la actividad se postergará para el 19 de mayo en el mismo horario.

Debut en el arroyo

El Voluntariado Ambiental debutó en Rosario el 17 de febrero pasado, con la limpieza de la desembocadura del arroyo Ludueña. Ese día, medio centenar de personas pusieron manos a la obra en una empresa colaborativa dispuestas a liberar de desechos a un verdadero ícono del norte de la ciudad. Durante la jornada se llenaron más de diez contenedores con latas, vidrios y plásticos, entre otros residuos.


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario