La ciudad

Los taxistas esperan con cautela el inminente regreso de Cabify a Rosario

La Municipalidad había decretado la caducidad de la licencia de la empresa, pero la Justicia hizo lugar a un amparo y la firma prepara el desembarco.

Lunes 02 de Marzo de 2020

Los gremios que nuclean a los taxistas de Rosario miran con atención el fallo judicial que determinó hacer lugar a un amparo que habilita a trabajar a la plataforma de despacho de viajes de remises Cabify. Si bien entienden que no los afecta directamente mientras respeten la normativa que los regula, también creen que es una modalidad difícil de controlar, que puede filtrar una práctica informal de traslado de pasajeros, sin regulación ni aportes patronales, y saturar el sistema de transporte público. “El verdadero negocio es la evasión”, advierten desde el Sindicato de Peones de Taxis”.

   El viernes se conoció la resolución judicial por la cual la jueza Civil y Comercial Nº 5, Lucrecia Mantello, hizo lugar a un recurso de amparo presentado por la empresa Cabify SA en junio del año pasado, cuando luego de detectar que no cumplía con ciertos requisitos para los que fue habilitada, le suspendieron definitivamente la habilitación.

   La compañía solicitó que se declaren ilegales las dos resoluciones municipales, la temporal Nº 106/19 (2 de junio), y la Nº 119/19 (17 de julio), a través de la cual se resolvió la caducidad definitiva de la licencia. Entre una y otra, según Cabify, ni siquiera tuvo margen para tomar vista del expediente administrativo.

   La jueza le dio la razón y resolvió declarar inválidos los actos administrativos, con lo cual la empresa ahora quedó en condiciones de volver a prestar servicio, pero siempre en el marco de la normativa que regula los traslados de remises particulares habilitados. De lo contrario, y si se detectan irregularidades, el Ejecutivo podría iniciar las sanciones que correspondan. Igualmente, el fallo judicial fue apelado por los letrados de la Municipalidad.

Expectantes

Desde el Asociación de Titulares de Taxis de Rosario, Mario Cesca fue precavido con la mirada en relación al impacto que pueda tener la plataforma virtual en el servicio. “Ellos fueron habilitados como apoyo de agencias de remises. Empezó trabajando dentro de la normativa, pero a nivel internacional lo hacen de otra manera y pensaron que acá podían hacer lo mismo. Entonces empezaron a despachar no sólo viajes de remises legales, sino de taxis, autos particulares y hasta algunos autos truchos”, recordó el dirigente.

   Según ese análisis, para Cesca no habría incompatibilidades, pero siempre y cuando se muevan dentro de las normativas. “Las ordenanzas son claras: la que regula a los radiotaxis y las agencias de remís. Un radiollamado de taxis no puede despachar viajes de a un remisero, y la agencia de remís no puede prestar servicios con taxis. La idea es evitar una distorsión”.

   De acuerdo a la cronología y evolución que se fue dando con Cabify, para Cesca la plataforma fue habilitada como para trabajar con remises solamente, “pero después la Municipalidad efectivamente comprobó que había hecho servicios con autos sin habilitación”. Y advirtió sobre el “llamativo giro” que tuvo el caso en la Justicia.

   Igualmente, el dirigente advierte que Cabify podría intentar “filtrar la modalidad como el servicio de Uber (autos particulares) a través de su plataforma. Si despachan viajes para los remises legales y respetan la normativa, no habrá problemas. El tema es cuando se exceden y quieren invadir otro espacio. Cuando desapareció Easy Taxi lo resolvimos muy bien con la aplicación Movi Taxi. Tenemos tecnología gratis para choferes y pasajeros, estamos cubiertos”, describió Cesca.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario