La ciudad

Los decanos de la UNR, divididos por la presencia de Macri en Derecho

Polémica visita. El presidente abrirá el lunes próximo el año académico de la facultad. Estudiantes, militantes kirchneristas y de izquierda y gremios se movilizan.

Miércoles 09 de Marzo de 2016

La primera vista a la ciudad de Mauricio Macri como jefe del Estado, prevista para el lunes próximo con motivo de la apertura del año académico de la Facultad de Derecho, tiene una fuerte carga de controversia: es que, a los aprestos de movilizaciones por parte de militantes kirchneristas, estudiantes, gremios y partidos de izquierda, se sumó el rechazo —al menos hasta ayer— de prácticamente la mitad de los doce decanos de las casas de estudio que dependen de la Universidad Nacional de Rosario (UNR).

Confrontar con las medidas de ajuste adoptadas por la Casa Rosada luce como el principal detonante de las diversas modalidades de repudio a la figura del presidente, que fueron rechazadas con énfasis por dirigentes de Cambiemos. Aunque también podrían tallar los recientes cortocircuitos entre la gestión del líder del PRO y el gobierno provincial.

Macri fue invitado por el decano de Derecho, Marcelo Vedrovnik, a asistir el lunes, a las 10, al acto de inicio del año académico a realizar en el Aula Magna del histórico edificio de Córdoba al 2000. La convocatoria (será la primera vez que reciban a un presidente) corrió por cuenta de la máxima autoridad de esa casa de estudios y no por Rectorado de la UNR.

Por su parte, tanto personal del Ministerio de Seguridad como de Protocolo de la Nación ya supervisó las instalaciones. El cronograma de la ceremonia estipula un recibimiento del rector de la UNR, Héctor Floriani, y de las autoridades de Derecho. Luego llegará el momento de las palabras de Macri.

Si bien el diputado provincial de Unión PRO Federico Angelini explicó que la visita del primer mandatario será "institucional en total apoyo a la universidad pública, incluso con anuncios vinculados a la educación en general", estudiantes, militantes kirchneristas, gremios (como ATE) y fuerzas de izquierda ya convocaron por diversos medios a movilizar en repudio a la presencia de Macri en Rosario.

Al mismo tiempo, la efervescencia de las autoridades de Derecho contrastó con el estado deliberativo que viene marcando el pulso de los decanos de las restantes once facultades. "La verdad es que hay mucho quilombo. Varios de ellos no irán por cuestionar el contexto o el carácter de la visita", deslizó —sin eufemismos— a La Capital una fuente de peso en el ambiente académico rosarino.

Tras aclarar que "hay un estado deliberativo permanente", otro habitual caminante de los claustros estudiantiles arriesgó acerca del nivel de ausencia y presencia de decanos que podría registrarse el lunes: "Hasta ahora, mitad y mitad". También reconoció el riesgo de que el faltazo genere una andanada de reproches en función del rol institucional que cumplen los jefes de las facultades. "Es parte de una disyuntiva que seguirán analizando colectivamente", concluyó.

Más allá de Vedrovnik, los interrogantes se centran en los pasos a seguir por los once decanos, teniendo en cuenta también su orientación política. Por un lado, están los alineados en el denominado Grupo Universidad: Franco Bartolacci (Ciencia Política y Relaciones Internacionales), José Goity (Humanidades y Artes) y Arsenio Alfieri (Veterinarias).

A su vez, están Adolfo del Río (Arquitectura, radical en sintonía con Floriani), Darío Masía (de la UCR y titular de Odontología), Ricardo Nidd (Ciencias Médicas, un independiente que acompañó al rector), Guillermo Montero (Agrarias, kirchnerista), Raúl Gómez Alonso (Psicología, izquierda) y los socialistas Esteban Serra (Bioquímicas y Farmacéuticas), María teresa Garibay (Exactas, Ingeniería y Agrimensura) y Adriana Racca (Ciencias Económicas, del sector de Rubén Giustiniani).

Las dudas se potencian con los decanos socialistas a raíz de los roces, en especial en materia de seguridad, que vienen registrando las administraciones de Miguel Lifschitz y Macri (ver aparte).

Paralelamente, Estudiantes en Lucha creó una cuenta en Facebook (Fuera Macri#Rosario) en la lanzaron un llamamiento: "El 14 de marzo, a las 10, estará el presidente en Derecho. Vamos a darle la bienvenida que se merece y hacerle sentir el calor del pueblo".

Para acrecentar el estado de ebullición, los docentes universitarios agrupados en la Coad definirán entre mañana y el viernes si avalan una moción de paro (el lunes y el martes). Exigen a la Nación, entre otras reivindicaciones, que convoque a la mesa de negociación salarial antes de martes.

La respuesta. "Lamentamos que existan grupos que no acepten las reglas de la democracia. A este nivel, hay que decir que son antidemocráticos", retrucó Angelini respecto de las movidas contra el jefe del Estado.

En esa línea, el legislador alertó: "Al no aceptar los resultados de las urnas, claramente lo que hacen es generar una agresión hacia una figura institucional que, nos guste o no, es Macri. Cualquiera puede expresar en forma pacífica su oposición al gobierno, no hay problemas. Pero estas manifestaciones constituyen un mecanismo que han utilizado desde el primer día de gestión".

Antecedente

En febrero pasado, militantes kirchneristas fueron desalojados del acto conmemorativo de los 203 años del Combate de San Lorenzo, cuando comenzaron a desplegar pancartas y cánticos alusivos contra la figura del presidente Mauricio Macri, quien por entonces en el aeropuerto de Rosario suspendió el viaje a la vecina ciudad por cuestiones meteorológicas.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario