La ciudad

Las colectiveras, más cerca de reingresar a la empresa Movi

La firma de colectivos del municipio las convocó para hacer los exámenes preocupacionales. La semana próxima tomarían el servicio.

Jueves 12 de Septiembre de 2019

Después del fallo judicial que ordenó su reincorporación, las colectiveras que reclamaron ser reincorporadas en la empresa Movi fueron citadas para cumplir con los exámenes preocupacionales de rigor. Cumplido ese trámite, la semana próxima ya estarán en condiciones de ponerse al frente de los ómnibus de la firma municipal. Los abogados de la transportista apelaron parte de la sentencia y pidieron que las futuras incorporaciones se realicen "siempre y cuando haya vacantes".

Aun así, hasta que la cámara laboral resuelva la apelación, las cuatro choferes que trabajaron en la firma La Mixta (actualmente Movi) entre noviembre de 2017 y marzo de 2018 deberán ser reincorporadas "en la categoría de conductor guarda, a jornada completa y en las mismas condiciones que el plantel de trabajadores hombres", tal como indica la Justicia.

Si bien en 2006 el Concejo Municipal aprobó una ordenanza que contempla paridad entre varones y mujeres en la contratación de conductores del transporte público —y este año modificó la ordenanza ratificando su espíritu e incorporando sanciones a las empresas incumplidoras—, el ingreso a las empresas de colectivos es una alternativa que se viene negando a las choferes.

Actualmente hay una sola mujer conductora en la empresa El Cacique SRL, concesionaria de diez líneas de colectivo.

En tanto, Movi tiene 542 trabajadores, todos hombres, para operar los otros dos tercios de los servicios. Contrariamente, no faltan voluntarias: el registro único de postulantes para el ingreso de mujeres choferes al sistema de transporte público habilitado hace poco más de un mes ya tiene anotadas a unas 50 aspirantes, todas con carné de conducir que las habilita a estar al frente de servicios públicos (ver aparte).

Por eso, el amparo presentado por cuatro conductoras, al que después se sumaron otras tres que exigieron ser reincorporadas a la firma Movi, rápidamente cosechó adhesiones.

La abogada de las amparistas, Romina Perea, confirmó que entre ayer y el martes próximo, las choferes se someterán a los exámenes médicos obligatorios para incorporarse a la empresa y la semana próxima se reunirán con los abogados de la firma para acordar los plazos de ingreso.

Con reparos

Fuentes de la empresa Movi confirmaron que las cuatro conductoras serán convocadas a trabajar una vez que completen los exámenes psicofísicos.

Además, indicaron que apelaron parte del fallo que ordena la incorporación de las mujeres.

El escrito que presentaron ayer en Tribunales, explicaron, consiente la incorporación de las amparistas; pero reclama que se contemple que los futuros ingresos "se realicen siempre y cuando haya vacantes".

La reserva, apuntan, obedece a "la compleja situación que atraviesan las empresas de transporte urbano de pasajeros en todo el país, con el retiro de los subsidios nacionales y los problemas que conlleva la inflación", lo cual "las deja sin margen de contratar más personal que el estrictamente necesario para el funcionamiento del sistema".

La empresa también rechazó el resarcimiento por daño moral impuesto por la jueza, ya que considera que no es materia de amparo y el monto se fijó de manera arbitraria.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario