La ciudad

La provincia alerta sobre los riesgos de que se sigan registrando casos de dengue

El titular de Epidemiología de Santa Fe, Julio Befani, reveló que en la provincia se detectaron 95 infectados, 34 de los cuales se registraron en Rosario. "Seguimos teniendo casos y vamos a seguir teniendo", admitió.

Viernes 01 de Marzo de 2019

El director de Epidemiología de Santa Fe, Julio Befani, alertó hoy sobre el peligro que representa el dengue en la provincia, reveló que se detectaron 95 casos, 34 en Rosario, y exhortó a los vecinos, sobre todo a los que viven en los barrios donde se detectaron los infectados, a que lleven adelante las tareas de prevención, a fin de contener el contagio.
"Seguimos teniendo casos y vamos a seguir teniendo, era lo esperable, puesto que las variaciones climáticas están favoreciendo esta situación", señaló Befani hoy al programa "Zysman 830", que se emite por La Ocho, y detalló: "Los casos están focalizados en los lugares donde se venían produciendo, donde los pacientes han tenido antecedentes de viajes".
"Lo importante es bloquearlos a tiempo para para que no se siga propagando la enfermedad", destacó el funcionario provincial, y agregó: "En la provincia se detectaron en total 94 casos, 56 en la ciudad de Santa Fe y 34 en Rosario, dos de los cuales tienen antecedentes de viajes. El esto de los pacientes están distribuidos en la provincia".
"El dengue nos está ocupando mucho en los municipios donde se registran los casos, donde se están realizando trabajos muy importantes"
Pese a la preocupación que genera en las autoridades sanitarias la enfermedad, Befani intentó llevar tranquilidad a la población. "Usamos la palabra alerta solo en casos excepcionales, pero sí nos está ocupando mucho en los municipios donde se registran los casos, donde se están realizando trabajos muy importantes, como la búsqueda de febriles", explicó.
Befani destacó la tarea de prevención que se lleva adelante en la provincia, porque "muchos de los casos que han aparecido se encontraron porque se los buscó", y explicó que, cuando se produce un caso, los profesionales del área de epidemiología salen a buscar pacientes que presenten fiebre alta y que hayan estado en contacto con la persona infectada.
"Esas personas pueden llegar a infectar a un mosquito y seguir produciendo la transmisión del virus", detalló Befani, quien advirtió que los trabajos preventivos que se llevaron adelante en los barrios de la zona sur han sido efectivos. No obstante, aclaró que "se siguen haciendo los bloqueos y se hacen en forma cíclica".
"Hacemos una serie de bloqueos cada tres o cinco días, lo que nos permite el clima, es decir, cuando no llueve o que no haga mucho calor, porque se volatiliza mucho el insecticida y no conviene aplicarlo -agregó-. Lo que se busca es matar el mosquito adulto y a su vez estimar el descacharrado por si queda alguna mosquita adulta que no ponga huevos".
Finalmente, Befani aclaró que por mucho que se fumigue si las familias no llevan adelante las tareas de prevención el trabajo no es eficaz. "Si no le rompemos los huevos a la mosquita nosotros vamos a seguir teniendo dengue, hay que hacer el descacharrado, el agua no tiene que quedar en las macetas o en los bidones de los aires acondicionados, es indispensable", enfatizó.


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});