LA CIUDAD

La presencialidad en el Politécnico recién volverá el viernes

Así lo definieron este lunes los profesores, pero el rector pedirá este martes en el Ministerio de Trabajo que se dicte la conciliación obligatoria.

Lunes 06 de Septiembre de 2021

Los docentes del Instituto Politécnico definieron este lunes que se tomarán 72 horas para evaluar las medidas de seguridad que dispuso el rector de la Universidad Nacional de Rosario (UNR), Franco Bartolacci, con el objetivo de garantizar la presencialidad en ese colegio. A raíz de esto, las clases presenciales en el establecimiento no volverán al menos hasta el viernes próximo.

Es más, los profesores nucleados en la Coad advirtieron que si la dirección del colegio convoca este martes a todos los estudiantes, es decir, elimina las burbujas, entonces se declararán en asamblea y no dictarán clases.

Ante esta situación, desde Rectorado se anunció que este martes se solicitará en el Ministerio de Trabajo que se dicte la conciliación obligatoria. En un escrito difundido hace minutos se remarcó que "habiéndose agotado en el día de la fecha todas las instancias de diálogo, y habiendo puesto a disposición de los docentes del Instituto todas las herramientas institucionales solicitadas para garantizar el dictado de clases presenciales; y ante la desafortunada medida adoptada por la representación gremial, hemos decidido hacer una presentación ante el Ministerio de Trabajo solicitando se convoque en esa instancia a reunión urgente y se dicte de manera inmediata la conciliación obligatoria a los efectos de garantizar el derecho al acceso a la educación de los y las estudiantes del Politécnico y el cumplimiento de las disposiciones nacionales, provinciales y universitarias vigentes".

La resolución llegó en el epílogo de una jornada en la cual el rector de la UNR había garantizado todas las medidas y los ajustes que sean necesarios para que la vuelta a las aulas sea "responsable" y "cuidada".

Bartolacci había anunciado que se harán testeos preventivos en la comunidad educativa para detectar posibles casos de Covid, había puesto a disposición aulas de la Facultad de Ingeniería para sumar espacios en los cuales dictar clases y también anunció la entrega de elementos de protección para los docentes.

El rector recorrió este lunes salones, patios y pasillos y señaló que el establecimiento "tiene más de 3 mil metros cuadrados de patios al aire libre donde distribuir a los estudiantes para evitar que se generen grandes aglomeraciones".

Sin embargo, los docentes definieron en asamblea que se tomarán 72 horas para evaluar las medidas dispuestas por Bartolacci. Así lo aseguró este lunes el secretario General de Coad, Federico Gayoso, tras una extensa asamblea que insumió gran parte de la tarde.

El referente gremial advirtió que si este martes la dirección del Politécnico convoca a todos los alumnos sin respetar las burbujas, entonces se repetirá la escena de este lunes, donde no dictaron clases porque se declararon en asamblea.

Condiciones "óptimas"

La presencialidad plena fue una resolución que definió el Ministerio de Educación de la Nación en el marco del Consejo Federal de Educación y que bajó a las escuelas a través de los ministerios de Educación de cada provincia. De hecho, en el caso de los colegios preuniversitarios, tanto los alumnos del Superior de Comercio como los de la Agrotécnica de Casilda habían retornado a las aulas el miércoles de la semana pasada, y este lunes era el turno de los estudiantes del Politécnico.

Sin embargo, los docentes agremiados en Coad en las últimas horas del fin de semana comunicaron la decisión de mantener las burbujas ante la falta de "garantías de cuidado de la salud". Y tal como habían advertido, a primera hora de la mañana se presentaron en el edificio de Pellegrini al 200 y ante la presencia de todos los alumnos, suspendieron las actividades para reunirse en asamblea.

Lo mismo hicieron los estudiantes, quienes también señalaron su "preocupación" ante el escenario y "falta de claridad" de las autoridades a la hora de comunicar los protocolos y las medidas preventivas a tomar en el nuevo contexto de reunificación de las burbujas.

El rector recorrió este lunes, entre las 7 y las 11.30, todas las instalaciones y las aulas. "Constatamos que en el edificio están dadas las condiciones porque además, por sus características, cuenta con enormes ventanales en todas las aulas para garantizar la ventilación", detalló Bartolacci, quien incluso participó de las mediciones de ventilación y afirmó que las condiciones eran óptimas.

Contrariamente a lo señalado por el gremio, Bartolacci afirmó que los recursos "ya se habían ofrecido" y agregó: "La vuelta es posible y justamente lo que necesitamos es volver a las aulas".

Testeos preventivos

A las medidas edilicias la Universidad sumará el testeo preventivo de docentes y estudiantes, tal como lo propone la resolución nacional.

El primer paso se dará en el Superior de Comercio y en la Escuela Agrotécnica de Casilda, dos establecimientos que ya adoptaron desde la semana pasada la presencialidad plena. En el caso del Superior los controles comenzarán este mismo martes y, según indicó el rector, se harán en forma conjunta con la Facultad de Ciencias Bioquímicas y Farmacias, uno de los tres centros de testeos que vienen funcionando en la ciudad en el marco de la pandemia.

"Esto muestra el grado de responsabilidad y compromiso de la Universidad, porque es una medida que no se está realizando en otras escuelas de la provincia y que implica recursos y gestión, pero sabemos que es necesario y que aporta a los cuidados", dijo Bartolacci.

Sin embargo, los docentes del Politécnico no están conformes y ahora se tomarán al menos hasta el viernes para evaluar si es posible el regreso a presencialidad en ese colegio.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario