La ciudad

La Municipalidad paralizó las obras para enrejar la Facultad de Derecho

Sólo a modo de prueba se autorizará la colocación de una valla delante de la fachada principal. El objetivo era evitar que se pintaran graffitis en los muros del edificio, que fue recientemente remodelado.  

Martes 28 de Julio de 2015

La Municipalidad dispuso paralizar las obras que tenían por objetivo enrejar toda la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional de Rosario (UNR) para evitar que se pinten graffitis en sus muros. No obstante, sólo a modo de prueba y limitada a su fachada principal, se autorizó la colocación de un vallado.

La iniciativa de cercar el antiguo Palacio de Justicia, declarado Monumento Histórico Nacional, para disuadir ataques vandálicos había cosechado reparos casi al mismo ritmo que avanzaban los trabajos desde la esquina de Córdoba y Moreno.

La paralización de las obras, dispuesta el viernes pasado, se extenderá algún tiempo más hasta que profesionales del municipio y la Universidad acuerden detalles del proyecto, como por ejemplo el tipo de materiales que se emplearán.

Al menos esto se acordó en la reunión que se realizó ayer al mediodía y de la cual participaron autoridades de la facultad, del área de Política Edilicia de la UNR y de la Secretaría de Planeamiento del municipio.

Durante el encuentro, la conducción de Derecho presentó su proyecto para colocar un cerco a lo largo de todo el perímetro de la facultad para desalentar la proliferación de pintadas en la fachada del edificio y evitar situaciones relacionadas con la seguridad.

"No es que la facultad quiera o esté enamorada de las rejas, sino que se trata de la única solución que se encontró frente a la reiteración de actos de vandalismo y algunas situaciones de violencia que hemos tenido", sostuvo el secretario Técnico de Derecho, Lisandro Coronato.

Por esto, se acordó avalar "a modo de prueba" la colocación del cerramiento sólo sobre la fachada de calle Córdoba. "Si al cabo de un tiempo, los equipos de la Universidad y el municipio encuentran una solución superadora o nosotros notamos que la reja no funciona, nos comprometimos a retirarla", explicó el funcionario.

Para el subsecretario de Planeamiento del municipio, Eduardo González, las obras podrán retomarse en los próximos días. Ese intervalo servirá para que los encargados de la obra y los profesionales del municipio acuerden sobre el tipo de cerramiento a utilizar y sus dimensiones.

"Como dijeron las mismas autoridades de Derecho durante la reunión, no consideramos que los edificios públicos tengan que estar enrejados; sin embargo también puede ayudar para sembrar conciencia sobre las consecuencias que tienen los actos de vandalismo", sostuvo y recordó que "en forma permanente" el municipio debe afrontar los problemas que acarrea el ataque a los espacios públicos.

Las críticas. Los trabajos sobre la vereda de la facultad comenzaron la semana pasada, aprovechando el receso de las vacaciones de invierno, y rápidamente encendieron polémica.

La directora del Programa de Preservación y Rehabilitación del Patrimonio del municipio, María Laura Fernández, cuestionó el proyecto y consideró necesario buscar otras alternativas para proteger al edificio de actos vandálicos ya que, a su entender, enrejar el inmueble no resulta la solución más efectiva.

Con ese objetivo, el viernes pasado desde el municipio se dispuso la paralización de la obra, hasta tanto las autoridades de la facultad presenten formalmente las características del proyecto.

El edificio de la Facultad de Derecho fue construido en 1892 para alojar a los tribunales provinciales.

El antiguo Palacio de Justicia fue declarado Monumento Histórico Nacional en 1997, por esa misma fecha se puso en marcha un plan para la rehabilitación de distintos sectores del edificio muy castigados por el paso del tiempo.

En julio de 2003, un dramático incendio destruyó casi completamente el ala norte de la edificación, lo que obligó a emprender un nuevo proyecto de recuperación, mucho más ambicioso.

Las obras se inauguraron hace dos años y demandaron una inversión de 20 millones de pesos.

En la plaza

No fueron pocos los vecinos que pusieron en evidencia el contrasentido que tiene la Municipalidad con el tema de las rejas. Es que se opuso fuertemente a la colocación de estas vallas en la Facultad de Derecho, pero en la vereda de enfrente enrejó la estatua del general San Martín en la renovada plaza frente a la Gobernación.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario