Ataque mafioso

La mitad de los móviles policiales hace custodia y no patrulla las calles

Lo aseguró el nuevo responsable de la Unidad Regional II. El funcionario prometió mayor presencia de uniformados. La provincia nombró nuevas autoridades en el área.

Sábado 22 de Diciembre de 2018

"Lo primordial es la prevención, pero hoy cuidamos 93 domicilios con patrulleros por decisión judicial. Esto representa el 50 por ciento de nuestras fuerzas operativas y queremos ver caso por caso si se justifica una unidad parada tantos meses en un lugar. Cada patrullero parado son 10 manzanas sin recorrer", apuntó ayer el flamante jefe de la Unidad Regional II de policía, Marcelo Gómez, en dialogo con LaCapital sobre los desafíos que tendrá por delante en medio de la violencia desatada en Rosario y las balaceras a instituciones del Estado.


Gómez dijo que mientras se gestiona el reagrupamiento de móviles se reforzará la operatividad. "Se va a notar personal en la calle", aseguró.

Apenas asumió, el nuevo titular de la fuerza policial se reunió tanto con el ministro de Seguridad provincial, Maximiliano Pullaro, como con el fiscal general Jorge Baclini y su par regional Patricio Serjal.

"El objetivo número uno, lo primordial, es incrementar la prevención del delito. Si bien hoy tenemos una fuerza operativa importante, las causas judiciales afectan el 50 por ciento de los patrulleros. Cuidamos 93 domicilios y habría que evaluar caso por caso para ver si se justifica. Cada móvil parado son 10 manzanas sin recorrer. En muchos casos hay que sacarlos a que patrullen; no sirve una unidad en la puerta de una casa porque hay muchos vecinos a la deriva", destacó.

Con el objetivo de recuperar la operatividad, Gómez empezó un relevamiento entre los 4.900 policías en Rosario. "La idea es contar con la mayor cantidad de gente en la calle, hasta tanto se pueda avanzar con el tema de una parte de los patrulleros que está en custodia. Queremos que se note el personal en la calle, que el ciudadano los vea y que su presencia resulte efectiva para se reduzcan los delitos", apuntó.

La faz preventiva y las detenciones en flagrancia requerirán en esta nueva gestión un refuerzo en la actitud policial; una disposición "menos burocrática", dijeron fuentes policiales. Para ajustar detalles con la operatividad de los patrulleros, se plantearán encuentros con la Justicia para avanzar al respecto.

"Por ahora en estas primeras horas, estamos reorganizando las tareas para que todo el mundo esté en la calle hasta que se regularice el número de unidades en custodia en domicilios", remarcó el director de la policía.

El nuevo jefe de la Unidad Regional II, rosarino de pura cepa, estuvo más de un año y medio a cargo de la Unidad Regional VIII de General López.

Desafío

También en diálogo con este diario, el flamante titular de la Policía de Investigaciones (PDI), Marcelo Albornoz, ya se reunió con varios jefes de diversas áreas, tanto operativas como de inteligencia, para ajustar líneas de trabajo y acordar labores conjuntas con la mira puesta en los recientes ataques.

"En cuanto a las balaceras hay distintas líneas de investigación. Ya estuvimos reunidos con Baclini y Serjal para corregir algunas líneas de acción", dijo Albornoz.

En relación a la cantidad de episodios violentos, balaceras y hechos de sangre, el titular de la PDI indicó que ,"si bien se secuestran muchas armas de fuego, no se termina nunca porque hay todavía muchas en la calle. La idea es seguir trabajando fuerte para sacarlas de circulación", subrayó.

En relación a los 12 ataques a las fachadas de edificios del Estado, el jefe policial ya tomó contacto con el titular de la Unidad Regional II y manifestó tener "mucha fe que en las próximas horas o días habrá resultados positivos al respecto". Y con respecto a la tasa de homicidios de 2018 (ya se superaron los 190 asesinatos), Albornoz adelantó que "habrá próximamente novedades".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});