La ciudad

La ministra Nilda Garré recibe a los familiares de Walter Serra

El comerciante lleva 42 días desaparecido. Sus allegados le expondrán el caso a la funcionaria del gobierno nacional y le pedirán la intervención activa de fuerzas nacionales en la investigación.

Martes 04 de Diciembre de 2012

Familiares de Walter Serra, el comerciante rosarino que lleva 42 días desaparecido, se reunirán hoy con la ministra de Seguridad de la Nación, Nilda Garré, a quien le expondrán el caso y le pedirán la intervención activa de fuerzas nacionales en la investigación.

La entrevista fue gestionada por la familia del hombre de 38 años ante el paso de los días sin pistas de él. El último avance de la pesquisa fue la visualización en una cámara de vigilancia municipal del momento en que Serra se retiró en moto de una casa de cambios céntrica.

La reunión será, a las 16, en las oficinas del Ministerio de Seguridad en Buenos Aires. Los allegados a Serra consiguieron la audiencia tras contactar al diputado nacional Agustín Rossi, a quien le transmitieron su intención de plantearle el caso a la Casa Rosada. Al encuentro irán la madre de Serra, Susana Centeno, y sus hermanos Paula y José Luis.

"No confiamos en la policía de Rosario y no encontramos una respuesta. Por eso queremos que intervenga Gendarmería Nacional en la investigación", afirmó ayer Paula Serra.

En ese sentido, agregó: "Si bien nos dicen que la búsqueda está nacionalizada, esa intervención no es activa y en Buenos Aires ni siquiera conocen el caso".

La familia pidió, además, un cambio en la carátula de averiguación de paradero para que el caso se investigue directamente como secuestro.

Esa es la hipótesis que, para los familiares, se afianza con los días, si bien no recibieron pedidos extorsivos. Creen que podría estar ligado a la actividad contable que desarrollaba Walter para un vendedor de cargas de cereal en negro.

"Nos volcamos a creer que vio algo que no tenía que ver y por eso alguien que conoce sus recorridos lo tiene secuestrado", dijo la hermana del comerciante.

Serra era encargado de un bar, había cursado hasta tercer año de Ciencias Económicas y, según su hermana, cobraba un sueldo mensual por llevar la contabilidad a un vendedor de cargas de cereal en negro.

"El patrón de Walter fue citado a declarar, no aportó nada y ahora está viviendo fuera del país", dijo Paula. "Esta persona le pagaba un sueldo y él tenía que hacer depósitos, presentar cartas de porte. Cobraba 3.500 pesos por hacer esas cosas, pero nunca participó de ese negocio", añadió.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario