La ciudad

"La Justicia tiene que avanzar y debería imputar a la cúpula de Litoral Gas"

Familiares de las víctimas de Salta 2141 realizaron hoy un escrache en el edificio de Mitre y San Lorenzo. Ingresaron después de las 8 y exigieron que la firma deje de prestar el servicio.

Miércoles 06 de Agosto de 2014

A un año de la tragedia de Salta 2141, familiares y amigos de las víctimas realizaban esta mañana un escrache en Litoral Gas.

Cerca de las 7.30, los familiares dejaron el acampe que realizaban desde anoche en Tribunales y marcharon hasta las oficinas de Mitre y San Lorenzo, donde funciona la firma prestadora del servicio de gas.

Cerca de las 8 lograron ingresar al interior de la empresa, donde los empleados no se encontraban presentes. Viviana, familiar de una de las víctimas, sostuvo al móvil de La Ocho. "Venimos hasta acá para que nos escuchen. Cuando llegamos y nos encontramos con el vallado nos dio mucha bronca porque nosotros nos somos los asesinos. Los asesinos son ellos".

"Aquí no hay nadie. Las oficinas están vacías, el personal no da la cara y desapareció, como siempre", afirmó la mujer desde el hall central de la empresa.

La mamá de Santiago Laguía, una de las víctimas fatales de la explosión, afirmó que los familiares ingresamos "pacíficamente" al edificio. "Nosotros no hacemos nada. Nunca le privamos a los empleados que sigan atendiendo al público. Esto es un reclamo lógico. Hoy hace un año de tragedia y hay mucho dolor. Un año de que no vemos a la Justicia y queremos que paguen los culpables. Estas 22 muertes no pueden quedar impunes".

"La Justicia tiene que avanzar. Hay gente que no está imputada y debería estarlo como la cúpula de Litoral Gas", agregó.

La jueza de Instrucción Nº 10, Irma Patricia Bilotta, dictó en febrero pasado el procesamiento de once personas implicadas en la tragedia por el delito de estrago culposo agravado por las 22 muertes que dejó como saldo la explosión. Entre ellos figuran el jefe de los inspectores de Litoral Gas Claudio Tonucci, la gerenta técnica Viviana Leegstra y los inspectores Gerardo Bolaños (cortó el gas el 25 de julio sin poner un cepo de seguridad para que trabajara el gasista José Allala, otro imputado), y Luis Curaba y Guillermo Oller, que reconectaron el servicio un día más tarde sin hacer una inspección integral.

Los familiares piden además que se procese a un empleado de Litoral gas que un día antes de la tragedia asesoró al gasista Carlos Osvaldo García.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS