EPE

La EPE detectó en la provincia más de 5 mil conexiones irregulares

Se realizaron 25 mil verificaciones en el marco del plan de disminución de pérdidas no técnicas. En Rosario labraron actas a tres supermercados, una vinoteca y un bar.

Miércoles 05 de Agosto de 2020

La Empresa Provincial de la Energía (EPE) detectó más de 5.000 conexiones irregulares en domicilios durante los primeros seis meses del año tras realizar 25 mil verificaciones en Santa Fe, y en todos los casos se labró un acta por fraude.

En Rosario en las últimas semanas se constataron irregularidades en tres supermercados de los barrios Tiro Suizo, Las Heras y San Martín, en la zona sureste de la ciudad.

En las inspecciones se constataron derivaciones irregulares en el caño de bajada, el medidor no marcaba la energía consumida, y la existencia de una conexión clandestina directa desde la red pública.

Además, los agentes de la EPE comprobaron anomalías en una vinoteca de calle Urquiza con derivación a la red de baja tensión, como también un bar de Pellegrini con una conexión antirreglamentaria.

>> Leer más: Roldán: la EPE verificó conexiones irregulares

En estos cinco casos, la empresa estimó el consumo de energía no registrada en 96.000 kWh anuales, equivalentes a aproximadamente 770.000 pesos según la tarifa comercial.

Desde la EPE informaron que luego de la cuarentena dispuesta para contener la propagación del coronavirus se intensificaron las tareas de detección de conexiones irregulares, como parte del Plan de Disminución de Pérdidas No Técnicas en las redes de distribución.

El titular de la EPE, Mauricio Caussi, indicó en ese sentido que en los primeros seis meses del año "se realizaron más de 25.000 verificaciones domiciliarias y en más de 5.000 se labraron las correspondientes actas de fraude".

>> Leer más: La EPE detectó 160 conexiones ilegales en Fisherton R

El funcionario dijo que "estas tareas forman parte de un plan prioritario de disminución de las pérdidas no técnicas, que tienen como objetivo mejorar la facturación de los consumos y la calidad del servicio a los usuarios".

"La normalización de las instalaciones eléctricas domiciliarias requiere de la incorporación de nuevos usuarios al sistema comercial, como también la correcta medición de la energía demandada, que son los pilares de una gestión más equitativa y eficiente", señaló.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario