La ciudad

La bicisenda de avenida de la Costa duró una semana

El carril exclusivo ya había sido marcado con amarillo, pero el lunes a la noche lo taparon para pintarlo de blanco.

Miércoles 03 de Abril de 2019

La bicisenda de avenida de la Costa Estanislao López, entre Oroño y Francia, amaneció tapada y dejó perplejos a quienes ayer quisieron transitar el paseo ribereño en dos ruedas. La ausencia de la demarcación amarilla habilitada hacía poco más de una semana sobre ambos costados del cantero central llevó a los ciclistas a circular tanto por la derecha como por la izquierda de la avenida. Desde el municipio explicaron que la fugaz desaparición del carril para ciclistas obedece a un "error en la interpretación del proyecto".

Aunque sin mucha señalización, la avenida de la Costa estrenó su ciclovía la semana pasada. Un carril por cada mano, delimitado a ambos costados del cantero central con una linea amarilla y suficientemente ancho como para transitarlo cómodamente.

Sin embargo, ante el asombro de muchos, los surcos amarillos desaparecieron el lunes por la noche de la calzada. Y ayer, en medio de una soleada tarde de feriado, el cambio no pasó desapercibido. Muchos ciclistas salieron a la calle y resultó dificultoso pedalear la avenida.

"Circulé el viernes por la bicisenda, asumí que no estaba terminada porque no tenía la señalización completa. Pero ahora parece que la borraron", se quejaba un hombre que intentaba arremeter el tránsito con su bicicleta. "Pintan y despintan, una desprolijidad tremenda", criticaba.

No era el único que dudaba por qué carril de la avenida circular. Al mismo momento, un grupo de amigos pasaba despacito por la derecha, casi pegados a la fila de autos estacionados. Unos metros más adelante, una chica pedaleaba por izquierda, como si aún existiera el carril. Los conductores de automóviles, mascaban bronca.

Entre los vecinos de la zona el cambio tampoco pasó desapercibido, "Algo que debería hacer más segura la circulación en bicicleta, lo termina volviendo mucho más peligroso", advertían.

Mala interpretación

Desde la Secretaría de Obras Públicas del municipio explicaron que el problema se originó en una mala interpretación del proyecto por parte de la contratista de la obra.

Según indicaron, la firma entendió que la demarcación del carril para ciclistas iba pintada de amarillo y, consecuentemente, la obra se hizo de ese color.

"Hubo un error de interpretación del proyecto, por eso se tapó", indicaron. La bicisenda quedará finalmente demarcada por una doble linea blanca, una continua y la otra intermitente, ambas de una pintura con relieve. El mismo diseño que tienen las ciclovías de las avenidas Francia y 27 de Febrero.

El cambio de imagen, apuntaron, no significará un costo extra al municipio.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});