La ciudad

Germano sostiene que "hay que premiar a los mejores maestros por sus resultados"

Los docentes no pueden ganar todos igual, hay que premiar a los mejores, igual que a las escuelas por sus resultados”, dijo el ex ministro y actual diputado nacional, Daniel Germano.

Domingo 30 de Junio de 2013

“Hay que implementar ya el incentivo por resultados en el sistema educativo. Los docentes no pueden ganar todos igual, hay que premiar a los mejores, igual que a las escuelas por sus resultados”, dijo el ex ministro de Educación de Santa Fe y actual diputado nacional, Daniel Germano. El ex funcionario de Carlos Reutemann se despachó a gusto sobre esta idea en un panel integrado por ex ministros provinciales. Su par, Elida Rasino, reivindicó los cambios en los profesorados docentes. También estuvieron Carola  Nin y Domingo Colasurdo, el primer ministro que tuvo la democracia. Fue en el II Encuentro de Educadores de Escuelas Privadas, organizado por Sadop Rosario el viernes pasado en el Patio de la Madera.

Antes que Germano hablaron Colasurdo y Nin, con algunas críticas y con algunos mensajes más optimistas sobre la educación actual. “Creo que estamos mal”, retrucó Germano cuando le tocó el turno. Y enseguida se explayó: “Estamos mucho peor de lo que estamos dispuestos a aceptar, tanto en la Nación como en la provincia”.

Describió un panorama negro sobre la Argentina, de pobreza y desocupación. Y no le tembló la voz en decir “que es mentira que no haya plata para la educación”, a pesar de que la Argentina destina el 6.4% del PBI a este sector.

En ese momento _cuando pidió mayor inversión_ se ganó algunos aplausos del auditorio conformado por docentes. Aplausos que no se volvieron a escuchar cuando consideró que la salida para revertir la situación era que “el Estado ponga los esfuerzos en los que menos tienen”, y que para eso era necesario implementar un sistema educativo basado en premios. Además de valorar la prueba internacional Pisa como una buena medida para evaluar resultados.

“Propongo un sistema educativo por incentivos, donde se consigan los mejores maestros, los mejores resultados y que se premie al mejor desempeño”,  alentó el ex ministro de Reutemann (entre 2002 y 2003) y diputado por el Frente Peronista. Lo dijo en nombre de una mejor calidad educativa.

Domingo Colasurdo

Por su parte Domingo Colasurdo, primer ministro de Educación (entre 1983-1985) al regreso de la democracia, y en tiempos del gobernador José María Vernet, recordó como una medida importante de su gestión haber reincorporado a Rosita Ziperovich y otros 85 educadores que habían sido cesanteados en la dictadura.

A la hora de referirse a los desafíos de la educación, pidió ayuda para el trabajo docente y mayor compromiso de las familias. Colasurdo actualmente es profesor de instituciones educativas privadas.

Carola Nin

Carola Nin, fue ministra de Jorge Obeid (entre 2003 y 2005), se ciñó al título del panel _”Los desafíos de la educación en la sociedad actual”_ para decir que desde una posición “políticamente incorrecta” cuestionaba aquel discurso melancólico de que “antes se estaba mejor en materia educativa”.

”En 1869 el 77% de la población era analfabeta, y hoy esa cifra alcanza al 2,7% en el país; o bien en 1900 había 6.700 alumnos en el secundario, en 2007 había 2 millones setecientos mil”, puso como ejemplo de su afirmación quien actualmente es profesora en ciencias de la educación en la Universidad Nacional de Rosario (UNR).  En su visión, la escuela actual tiene los desafíos de definir cómo convivir con las tecnologías de la información y la comunicación, cómo reconstruir el concepto de autoridad, y cómo pensar a largo plazo en un formato escolar menos rígido.

Nin eligió finalizar su disertación citando las declaraciones de la directora de la escuela baleada esta semana. “Consultada por los medios sobre cómo seguir adelante, esta directora dijo que eran muchos los que amaban esa escuela. Si ella es optimista en esa situación, cómo no lo vamos a ser nosotros”, manifestó.

La última en hablar fue la ex ministra Elida Rasino, que acompañó la gestión de Hermes Binner entre 2007 y 2011. Ahora es diputada nacional (Partido Socialista). Quizás para saldar que fue la única que llegó tarde al congreso,  y cuando Colasurdo casi terminaba su presentación, pidió un aplauso para el ex funcionario de Vernet “en nombre de los 30 años de democracia y por haber sido el primer ministro”.

Elida Rasino

Rasino comenzó haciendo “un enfoque epocal” de América latina, región a la que caracterizó como la más desigual. También habló de las relaciones humanas, el problema de la exacerbación del consumo y de la necesidad de restablecer vínculos.

Dijo que su gestión se preocupó “más por la reconstrucción de sentido que en los contenidos”, y que desde ese lugar se trazaron los proyectos que tuvo a su cargo. Aquí reivindicó la reforma que impulsó para los planes de estudio de los profesorados docentes. “Hemos iniciado una profunda transformación de la formación docente”, expresó y habló _sin mencionarlas a todas _  de las cátedras experimentales (itinerarios por el mundo de la cultura, los talleres de producción pedagógica y movimiento y cuerpo).

Extraño. Justamente estos espacios este año fueron suspendidos y revisados ya que las evaluaciones que hicieron profesores y estudiantes no fueron muy favorables.

Y al final dijo que con el tiempo se podrán ver los frutos de los cambios que impulsaron en el sistema, y mencionó como ejemplos concretos “las ruedas de convivencias” y el programa de “filosofía con niños”.  Ejemplos, que a su entender, ponen el acento en “los vínculos y la gestión de las instituciones desde un nuevo lugar”.

Debates y consensos

En el congreso de Sadop Rosario, también disertó la actual ministra Claudia Balagué y hubo paneles de especialistas para hablar sobre violencias. Fueron unos 500 los asistentes. El secretario general del gremio de los particulares, Martín Lucero, valoró la oportunidad de discutir de políticas educativas y sobre todo de “generar consensos para hacer frente a problemas tan serios como las adicciones y violencias”.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario