La ciudad

Expulsados por la crisis, italianos y españoles eligen Rosario para vivir

La cámara de comercio con Roma llegó a tener 32 consultas mensuales de interesados. Aseguran que, muchos son jóvenes calificados en materia de empleo y conocimientos.

Domingo 19 de Febrero de 2012

¿Existe el sueño argentino?. Por la recesión que campea en Europa, Rosario aparece cada vez como un horizonte de oportunidades para los habitantes del Viejo Mundo que quieren hacer las maletas y volver a empezar. Al respecto, la Cámara de Comercio Italiana de la ciudad aporta un dato contundente: cada mes recibe desde el extranjero un promedio de 18 consultas para radicarse en esta comunidad que se percibe creciendo y en alza. Los contactos son telefónicos, vía correo electrónico y hasta personales. Pero hay más. Durante agosto y septiembre, pasado, cuando el ex gobierno de Silvio Berlusconi sucumbía, llegó a tener 32 consultas mensuales. Desde la Dirección Nacional de Migraciones (DNM) confirmaron la tendencia: durante el 2011 hubo 734 y 293 radicaciones resueltas y un número similar de transitorias, de españoles e italianos, respectivamente en todo el país.

Por el momento los datos son reveladores porque demuestran que la histórica migración con una dirección única hacia Europa ahora parece tener dos vías. "Si. Están buscando pista por acá", dijo el director de Relaciones Internacionales de la Municipalidad, Sergio Barrios, y aseguró que al menos puede acreditar tres casos de españoles e italianos que buscaron empleo a orillas del Paraná, enviando currículum y moviendo contactos. Claro que no todos los que llegan a la ciudad vienen tan decididos, son más los que "están un tiempo para ver qué pasa", comentó y dijo que el "ambiente institucional" es una buena caja de resonancia sobre el tema.

Su visión se confirma en la Cámara de Comercio Italiana. "Hace dos años que estamos estudiando el tema, cuando comenzamos a recibir decenas de consultas mensuales", dijo su presidente, Eduardo Romagnoli, para quien, además de la coyuntura económica, hay razones históricas para comprender el actual flujo migratorio que tiene carácter inverso al vivido por los argentinos, una década atrás cuando Ezeiza aparecía como la puerta de salida a los problemas.

"La cuestión de la identidad tiene mucho que ver con la elección de los países para emigrar en medio de la crisis que padecen", fue la hipótesis de Barrios. En la misma dirección, Romagnoli ubicó el anclaje de la inesperada elección de estas tierras en las sucesivas corrientes migratorias que, a partir del siglo XIX, dejaron unos 25 millones de descendientes directos o no. ¿Por qué un italiano elige Argentina y Rosario?

Lazos. "Si, hay mucha gente que piensa en este país para buscar oportunidades, sobre todo desde España e Italia porque son países cercanos a la Argentina", dijo Alberto Giuliani, un periodista italiano de 36 años que desde 1995 viaja regularmente a la Argentina para producir informes sobre la realidad social destinados a distintos medios extranjeros. De actual paso por Rosario, confirmó la tendencia señalada también hace pocos días por la BBC.

"Vienen porque no hay trabajo, no es que pasan miseria, pero sobre todo porque sienten que no tienen perspectivas", dijo Giuliani y en ese marco explicó que en su mayor parte los migrantes no son familias completas, sino jóvenes que buscan un futuro porque están "demasiado calificados para las oportunidades que hoy encuentran en España e Italia". A modo de ejemplo señaló que, por empleos creativos van a Londres, Estados Unidos y Canadá, pero para los que optan por "irse en serio del país, el primer pensamiento es Argentina.
 

“Es cierto que uno de los primeros países en los que piensan es la Argentina, porque tienen el primer vínculo y hasta hay facilidades idiomáticas”, dijo Romagnoli sobre los jóvenes emprendedores italianos, educados en universidades de prestigio, que a manos del desasosiego económico van perdiendo el stato di benessere (estado de bienestar) en el que crecieron.

En ese marco, Romagnoli aseguró que la cámara que integra detectó dos años atrás que había una gran cantidad de consultas sobre cuáles eran las oportunidades económicas que ofrecía Rosario. “Llegamos a recibir entrevistas personales, un promedio de 18 por mes durante 2011, y hubo un mes en que atendimos 32 consultas de italianos, profesionales, preferentemente del área económica y comercial que preguntaban sobre oportunidad para trabajar acá”, describió.

“Efectivamente, no podemos precisar la cantidad, y si bien no es un número muy grande, en los últimos tiempos están viniendo españoles que suelen ser profesionales a poner algunas empresas en la Argentina”, confirmó el consejero de información de la Embajada de España en Argentina, Luis Herrero. Y comentó que también se recorta como importante el regreso de argentinos convertidos en españoles que viajaron hace 10 años. Este fue justamente el rasgo que destacó la colectividad española de Rosario.

En el área de Relaciones Internacionales de la Universidad Nacional de Rosario (UNR) también dan cuenta del interés por estas pampas de los jóvenes europeos con títulos de grado, pero lo inscriben en otro marco. “En los últimos años la Argentina se convirtió en un lugar muy atractivo para estudiantes extranjeros que llegan detrás de cursos de posgrado por el alto nivel académico y la diferencia de costo. A la UNR arriban en el marco de convenios ya existentes; no puedo circunscribir ese aumento sólo a la crisis, no tengo indicadores para eso”, dijo Mariano Garate.

Quizás el cierre para el sondeo que realizó La Capital a fin de confirmar si los europeos que emigran también sueñan con Rosario, lo da el catedrático español, Javier De Luca, especialista en el tema, quien explicó al periódico de la DNM: “Pienso que será un movimiento mucho más amplio que lo que se dice. Entre los países destinatarios estarán aquellos que representan una tierra de muchas oportunidades, por el tipo de trabajador cualificado español, como Brasil, Argentina, Chile y México, entre otros”. Según De Luca, “la Argentina está pasos por delante de la mayor parte de las sociedades porque nace de un hecho constitutivo distinto, la población inmigrada es importante”.

Los ibéricos

Según un informe del Instituto Nacional de Estadística de España (INE), Argentina (que sigue de cerca a Estados Unidos) es el segundo destino más elegido para migrar fuera del Viejo Continente. Entre enero y septiembre de 2011, 50.521 españoles dejaron su patria, lo que equivale a un 36 por ciento más para igual decisión en 2010. Por fuera de Europa, el lugar más elegido es Estados Unidos, con 2.988 españoles, seguido por la Argentina (1.995). La lista se completa así: Ecuador (1.890), Venezuela (1.798) y Marruecos (1.113). Más de lejos, los ibéricos miran a China (497) y Australia (488).

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario