La ciudad

En una primera etapa, solamente 60 colectivos llevarán cámaras a bordo

Así lo adelantó el gobierno provincial. Según las estimaciones oficiales,el sistema comenzará a funcionar en dos meses como máximo y únicamente durante el horario nocturno.

Jueves 26 de Marzo de 2015

El gobierno provincial confirmó que las cámaras de videovigilancia a bordo del transporte urbano de pasajeros (TUP) serán instaladas en 60 coches, en una primera etapa. Y, según los cálculos preliminares, comenzarán a funcionar en uno o dos meses, a más tardar, siempre durante el horario nocturno. La promesa oficial, que busca ser un paliativo a las situaciones de violencia, se efectivizará en sólo el ocho por ciento de las unidades que totalizan el sistema (770 micros).

Si bien el director provincial de Tecnologías para la Seguridad y Atención de Emergencias, Diego Rullo, prefirió no hablar de costos, el secretario de Seguridad de la provincia, Gerardo Chaumont, había señalado que deberán invertirse "25 mil pesos por aparato".

Este número fue a priori relativizado por Rullo al señalar: "Recién estamos haciendo el análisis a nivel de costos para que los colectivos de la ciudad tengan este sistema de monitoreo". E insistió en que el sistema se aplicará en etapas.

Para el funcionario del área de Tecnologías para la Seguridad, "por el momento hay un poco de todo respecto de los números, por lo que es necesario ajustar ciertos detalles. En principio, la idea es tener una buena calidad de imagen para la seguridad y resguardo de la información", dijo antes de remarcar que se trata de que "los conductores y los ciudadanos tengan nuevas herramientas que ayuden a resolver el tema de la violencia" a través de las imágenes.

Por estos días, el área provincial está llevando adelante "una planificación", con el objetivo de hacer esta semana la correspondiente "presentación inicial para las distintas empresas (interesadas en la licitación) y la Municipalidad".

En este sentido, puso especial énfasis en marcar que el sistema se aplicará en etapas y se comenzará con los coches que circulan durante el horario nocturno.

La decisión gubernamental de colocar cámaras, que incluso fue comunicada a los choferes nucleados en la Unión Tranviarios Automotor (UTA), surgió tras un grave episodio ocurrido a principios de este mes.

Se trata de un salvaje ataque a balazos contra un chofer de la línea 146 en la zona sur, que desató un paro en 18 líneas de la empresa Rosario Bus durante todo el domingo 8 de marzo. Raúl Piazco recibió dos tiros, uno en el omóplato derecho y otro en el antebrazo del mismo lado, tras discutir con dos jóvenes que se negaron a pagar el viaje.

Inmediatamente, el secretario de Control y Convivencia Ciudadana, Pablo Seghezzo, fue uno de los que lanzó la posibilidad de instalar el sistema de cámaras en los micros y explicó que todas las imágenes serán seguidas desde el centro de monitoreo provincial.

La violencia continuó esta semana. Una pelea entre dos grupos de adolescentes terminó el lunes con una pareja de jóvenes herida y el secuestro de un arma calibre 22. El episodio ocurrió a bordo de la línea 121.

Cuántos hay. El sistema de transporte de Rosario está integrado en la actualidad por 43 líneas del TUP, de las cuales 16 tienen ramales. En total, circulan por la ciudad 770 micros a través de un servicio que abarca a los seis distritos con alrededor de 500.000 viajes por día.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS