La ciudad

En un comedor les robaron cinco veces y siguen adelante

Se trata del centro Nidos, de Empalme Graneros. Estudiantes se propusieron construir un salón y baños comunitarios.

Jueves 05 de Septiembre de 2019

A cinco minutos de uno de los centros comerciales más grande de la ciudad, está ubicada la asociación Nidos, una entidad que nació para dar pelea a las adicciones en el corazón y trabajar con los niños de Empalme Graneros. Les robaron cinco veces, pero decidieron seguir adelante. Es más, ahora planean construir baños comunitarios y un salón para apoyo escolar y guardería.

Hace pocos días, un grupo de estudiantes se acercó y le propuso mejorar las condiciones del lugar. Ellos hicieron el proyecto para levantar un gran salón y los baños comunitarios con agua caliente.

La fundadora de Nidos, Mariana Segurado, comenzó hace seis años trabajando en las calles y en los patios de las casas que les prestaban. Luego, consiguió un espacio precario y ahora, un grupo de estudiantes de coaching le propuso conseguir los materiales para construir.

"Acá la gente necesita de todo", confesó Mariana que empezó a ir al barrio para ayudar en lo que pudiera.

"Empezamos con un merendero para los chicos", recuerda la mujer que atiende a 180 chicos.

Hoy además del merendero tienen un taller de crianza, donde las mamás aprenden a vincularse con sus hijos de manera no violenta, a poner límites y a estimularlos. Allí las mamás también aprenden a confeccionar ropa a partir de indumentaria usada.

Junto con esto, los sábados por la tarde hay un taller de "madres preventoras", donde se trabajan distintos modos de prevenir las adicciones. Ese mismo día se ofrece una merienda especial para los chicos y se organiza una tarde de juegos.

Los miércoles y viernes es el turno de los varones, que participan de los talleres de mayordomía: electricidad, albañilería y plomería. "El barrio se está modificándose gracias al plan Abre, y la gente está aprendiendo a hacer instalaciones eléctricas en sus casas, que son muy precarias", explicó.

Allí también hay apoyo escolar y un lugar donde funciona una biblioteca, y hay juegos de mesa para los chicos, porque los más pequeños no tienen una plaza donde ir a jugar.

"En este momento necesitamos de todo: pintura, una ventana, una puerta vieja, una silla, una mesa porque las familias no tienen nada. Eso se va repartiendo según van llegando las donaciones. También siempre nos viene bien ropa de niños y adultos, sábanas, frazadas, toallas, y alimentos no perecederos, para armar bolsones para las familias", detalló Mariana.

"Sobre todo se necesitan voluntarios que quieran compartir tiempo con los chicos y darles apoyo escolar", comentó la mujer.

El último proyecto de Nidos es techar un espacio. "Soñamos con que sea un salón de usos múltiples donde se van a realizar con más comodidad estas actividades. La idea es que funcione una guardería para las mamás que van a los talleres. Y lo otro que queremos es hacer un baño con agua caliente donde mujeres y niños podrán ingresar con turnos", comentó la fundadora.

Por su parte, los estudiantes indicaron que para la construcción necesitan caños de PVC, vigas, griferías para los baños y la cocina, bomba y tanque de agua, ladrillos, entre otras cosas.

Para colaborar con Nidos, llamar al 153-221470, o a través de Facebook.com/pg/proyectonidos/

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario