La ciudad

En el sector de Bolivia se vienen tareas de limpieza

Sábado 22 de Junio de 2019

La fisonomía de la zona franca boliviana cambió sus rasgos hace ya un mes. Y la semana que viene las tareas de limpieza del espacio y mejoramiento del adoquinado continuarán por parte del municipio. Un tema determinante será el estado en que se encuentran los muelles para ver si está garantizado el uso público pegado al río, o bien será necesario colocar una baranda de seguridad.

   Tras el traspaso a manos al Ejecutivo, luego de las gestiones del gobierno nacional a través de la Cancillería, las áreas de Planeamiento y Espacio Público comenzaron a intervenir en el lugar, que se transformará en un parque recreativo.

   La semana pasada, los titulares de ambas dependencias, Pablo Abalos y Marina Borgatello, supervisaron tareas de limpieza y evaluación de los terrenos de la ex zona franca de Bolivia, para definir las obras que se deben realizar en el lugar.

   “Tomamos posesión del espacio e iniciamos la limpieza de todo el predio para luego definir el proyecto del parque público junto con la revisión de todas las estructuras y de uno de los galpones que queremos mantener”, sostuvo Abalos. “Necesitamos conocer y saber en qué estado se encuentran algunos de estos lugares para hacer el proyecto definitivo”, agregó.

   Sí es seguro que todas las máquinas agrícolas oxidadas serán retiradas como chatarra. Y la etapa posterior será decisiva.”Habrá que evaluar las condiciones del muelle, que en parte está perdido, y definir si se hace un corrimiento del cerco del Paseo 20 de Junio o si se construye una nueva baranda para generar las condiciones de seguridad de lo que será un parque público”, destacó Abalos.

   Uno de los puntos sensibles es el colapso de los muelles, cuyas vías férreas linderas al Paraná “cuelgan” y hay partes sumergidas en el agua. Del diagnóstico, se determinará si se colocan barandas para resguardar la integridad de los futuros peatones por el parque público. También habrá que mejorar la iluminación y la seguridad del lugar.

   “Hemos trabajado en el desmalezado completo y con una pala que están levantando las superficies de tierra y césped sobre los adoquines. La semana que viene se hará el raspado de adoquines para ir avanzando en la jerarquización del predio”, indicó Borgatello.

   Cabe recordar que el predio recuperado abarca un sector de 553 metros de longitud y un ancho variable de unos 60 metros, desafectados para uso portuario por el Plan Regulador de la década del 50.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario