La ciudad

El municipio propondrá tres nuevas zonas para la radicación de boliches

Se apuntará a Puerto Norte, al parque de la cabecera del puente y al sur de la Fluvial. Sería desde 2012 para grandes locales nocturnos a habilitarse y para traslados optativos.

Domingo 04 de Diciembre de 2011

El municipio propondrá en 2012 una reformulación integral a la ordenanza que regula el funcionamiento de boliches y locales nocturnos. En ese marco, el Ejecutivo promoverá tres nuevas zonas de radicación para futuras habilitaciones de grandes discotecas y eventuales traslados: el parque de la cabecera en la zona del puente a Victoria, al sur de la Estación Fluvial por el bajo y la zona de Puerto Norte. "Son lugares no tan alejados, integrados al espacio urbano y con menos vecinos viviendo allí", destacó Luis Baita, subsecretario de Prevención y Seguridad Comunitaria.

El funcionario remarcó que la Intendencia apuesta "a modificar íntegramente la norma que hoy está vigente, sancionada hace diez años, que a la luz de los hechos quedó desactualizada porque cambiaron las costumbres de la nocturnidad y también terminó siendo muy restrictiva".

Al respecto, Baita mencionó que desde la sanción de la regulación en 2001 se habilitaron tres nuevos boliches, se rechazaron 20 emprendimientos y fueron clausurados provisoriamente, sólo en 2011, unos 60 locales entre discos, cantinas y bares, por distintas infracciones.

Para el subsecretario de Prevención y Seguridad Comunitaria la oferta actual de la noche rosarina "quedó algo acotada para una ciudad que creció y que ha tenido un incremento importante del turismo los fines de semana".

Según datos oficiales de la Municipalidad, actualmente hay 26 mil plazas en los boliches habilitados en Rosario "pero esos lugares no están todos abiertos en simultáneo. Por ejemplo, los del centro en el verano cierran y toda la movida se concentra en la zona norte". Más aún, de acuerdo a los últimos registros censales "en la última década 15 mil jóvenes de la ciudad cumplieron los 18 años, pero no se amplió la cantidad de lugares habilitados para mayores".

De allí que el Ejecutivo pretende "flexibilizar las exigencias para estimular las aperturas de más espacios para la diversión. De lo contrario, lo que ocurre es que muchos jóvenes terminan yendo a bailar a grandes discotecas de localidades cercanas con el peligro que implica manejar después de haber tomado alcohol".

Baita aclaró que se buscará "compatibilizar todos los intereses en juego: el derecho de los vecinos a descansar, el de los jóvenes a divertirse y el de los empresarios a trabajar. Por eso es importante que el Concejo analice el tema profundamente, que no se hagan más parches, se convoque a todos los actores y se sancione un texto consensuado".

Entre las novedades que incluirá el municipio aparecerán nuevas zonas promovidas, reguladas para la radicación de grandes boliches. "Estamos pensando en distintas opciones, para no concentrar todas en un único espacio. Como dijimos hace unos días, tienen que estar cerca de la trama urbana para que haya servicios públicos, buena accesibilidad e iluminación. Y cuantos menos vecinos cerca haya mejor para evitar conflictos y además para que no se frenen las aperturas por el registro de oposición", indicó Baita.

Las tres zonas que el gobierno municipal promoverá serán: el parque de la cabecera del puente a Victoria, al sur de la Estación Fluvial por el bajo y parte de Puerto Norte. "Sería para nuevas habilitaciones y para traslados eventuales", agregó el funcionario.

Suspensión. En paralelo, este martes la comisión de Gobierno del Concejo retomará el debate sobre el funcionamiento actual de boliches y locales con actividad nocturna. El sábado próximo vence la suspensión por 30 días para habilitar bares con amenización musical, aprobada por el cuerpo el 10 de noviembre pasado.

El edil socialista Orlando Debiasi, impulsor de aquel freno por la queja de vecinos por la tergiversación de rubros, anticipó que propiciará incorporar a la normativa vigente "que para la habilitación de bares con difusión musical y números en vivo se consulte la opinión del barrio a través del registro de oposición, como ocurre con los boliches". Allí, si más del 33 por ciento de los linderos se opone, no puede abrir el local.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario