La ciudad

El dueño del bar y el electricista esperan fecha para el juicio

Miércoles 24 de Abril de 2019

En la causa iniciada tras la muerte de Adrián Rodríguez la madrugada del feriado del 12 de octubre de 2015 mientras actuaba en el Café de la Flor, hay dos personas imputadas por homicidio culposo a la espera de que se fije la fecha del juicio. Los amigos y familiares del bajista advirtieron que seguirán movilizándose para reclamar que se aceleren los tiempos del proceso. "Vamos a seguir pidiendo Justicia", sostuvo ayer Joe Pereyra, líder de Raras Bestias, la banda que integraba Rodríguez.

Para el cantante, la confirmación de la absolución del empleado municipal que había inspeccionado el bar "no fue ninguna sorpresa". En su análisis, pese a la gran cantidad de testigos que demostraron la "precariedad total" en que se encontraba el bar, "los jueces sólo consideraron si el disyuntor estaba o no", lo que avaló la absolución del inspector.

"Da mucha impotencia que después de tanto tiempo no tengamos una respuesta de la justicia", se lamentó Pereyra.

Por la muerte del bajista están acusados de homicidio culposo el dueño del bar y un electricista que trabajó allí el día anterior a la tragedia. Para Ariel Scharf, propietario del local, la fiscalía solicitó la pena de 4 años de prisión de ejecución efectiva y 10 años de inhabilitación para ejercer actividades comerciales.

A Fernando Campodónico, técnico que trabajó en la instalación eléctrica del lugar, le cabría una sanción de 5 años de prisión de ejecución efectiva y 10 años de inhabilitación para ejercer como electricista o cualquier otro tipo de actividad relacionada.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario