La ciudad

Desbarataron una picada en El Serrucho y remitieron vehículos al corralón

Un total de 17 autos y 11 motos fueron secuestradas anoche en inmediaciones de Castagnino y Carrasco, en la zona norte de Rosario. Hubo otras 47 remisiones en la jornada.

Sábado 22 de Agosto de 2015

La Secretaría de Control y Convivencia Ciudadana impidió que se realizara una carrera clandestina en la zona norte. Un total de 11 autos y 7 motos fueron remitidos al corralón. En tanto, siguen los controles vehiculares nocturnos con un total de 47 remisiones en lo que va del fin de semana.

La Secretaría de Control y Convivencia Ciudadana de la Municipalidad de Rosario informó que anoche evitó una nueva picada de vehículos en la zona norte, conocida como el Serrucho, en Castagnino y Carrasco.

En esta ocasión remitieron al corralón 11 autos y 7 motos involucradas. El procedimiento, según precisó el secretario Pablo Seghezzo, contó con la participación de Gendarmería Nacional y efectivos de la Unidad Regional II de la Policía de Santa Fe.

"Tomamos conocimiento de esta situación organizada, y realizamos un operativo para poder desbaratar estas carreras, las cuales son verdaderamente peligrosas para la ciudadanía. El espacio público no puede utilizarse para realizar pruebas de destreza que pongan en peligro a terceros", resaltó el funcionario.

Además de los 18 vehículos remitidos en el operativo de El Serrucho, en lo que va del fin de semana son 29 las unidades sancionadas y acarreadas al depósito municipal en operativos realizados de noche y madrugada por la Secretaría de Control y Convivencia Ciudadana. Del total, 10 fueron por alcoholemia positiva. “Los controles se refuerzan a partir de la necesidad que tenemos como Estado municipal de promover condiciones de vida seguras y ajustadas a derecho para los rosarinos”, señaló Pablo Seghezzo.

De acuerdo a lo expresado por el funcionario, este jueves a la noche y viernes a la madrugada, personal de la secretaría municipal junto a efectivos de la Unidad Regional II de la Policía de Santa Fe realizaron un operativo de control de tránsito y alcoholemia con el saldo de 10 remisiones vehiculares, 3 porque los conductores presentaban niveles de alcohol en sangre no permitidos, 6 por documentación irregular y una porque el conductor se negó a efectuar el test.

En tanto, durante la madrugada del sábado se concretaron más de cien intervenciones en distintos puntos de Rosario con el resultado de 19 acarreos, 7 por alcoholemia positiva y el resto porque no se presentaron en tiempo y en forma los documentos solicitados.

Cabe destacar que durante el jueves, el nivel de alcohol en sangre más elevado fue de 1.23 mientras que ayer fue de 2.33. Hay que recordar que conducir con 0,5 o más de alcohol en sangre está prohibido en nuestra ciudad.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario