La ciudad

Con el caso de Kiki como testigo cercano

A mediados de mayo, la sala segunda de la Cámara de Apelaciones en lo Civil y Comercial de la ciudad de Santa Fe dio lugar a una apelación presentada por la Defensoría General y ordenó que un niño de tres años regresara con la familia solidaria que lo había cuidado por casi dos años.

Miércoles 13 de Junio de 2018

A mediados de mayo, la sala segunda de la Cámara de Apelaciones en lo Civil y Comercial de la ciudad de Santa Fe dio lugar a una apelación presentada por la Defensoría General y ordenó que un niño de tres años regresara con la familia solidaria que lo había cuidado por casi dos años. A principios de este año, la Subsecretaría de Niñez había sugerido a la Justicia que dieran el chiquito a otra pareja solidaria de la localidad de San Carlos, donde vivía un hermanito.

El año pasado, la pareja había iniciado el pedido formal de guarda preadoptiva del menor, conocido públicamente como Kiki. Pero la Subsecretaría de Niñez les exigió a la familia la restitución del pequeño.

Ahora, el fallo del tribunal de alzada, señala que el niño debe permanecer bajo la tutela excepcional de la pareja santafesina hasta que se inicien los trámites de adopción.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});