La ciudad

Comuna y provincia entregaron 40 viviendas en General Lagos

La edificación del barrio fue un esfuerzo compartido entre ambos gobiernos y con mano de obra local.

Sábado 03 de Agosto de 2019

El gobernador de la provincia, Miguel Lifschitz, junto al jefe comunal de General Lagos, Esteban Ferri, entregaron ayer 40 viviendas que se construyeron en el barrio La Rotonda de esa localidad del departamento Rosario. La edificación de dichas unidades habitacionales se llevó a cabo con responsabilidades desdobladas: 20 viviendas a cargo del gobierno provincial, y otras 20 que realizó la administración local con fondos propios.

   El gobernador festejó “la culminación de un proyecto importante desde el punto de vista social, pero además, como emprendimiento de obra pública llevado adelante con iniciativa local y acompañamiento del gobierno de la provincia”.

   Añadió que “hoy (por ayer) entregamos 40 viviendas a familias que a partir de ahora tienen garantizado un derecho que debieran tener todos los argentinos, que es el derecho a la vivienda”.

   “Estas son casas pensadas para durar muchos años, realizadas con materiales de calidad y con espacio para expansiones. Pero además de las viviendas, estamos entregando un barrio completo con todos los servicios. Esto tiene que ver con una concepción de dignidad que este gobierno decidió otorgar a los barrios: no se trata solo de entregar las unidades, sino de establecer las condiciones necesarias para que las familias puedan vivir con dignidad”.

   En ese contexto, el mandatario local celebró “el acceso a la vivienda para 40 familias”, hecho que consideró “el punto de partida para conformar 40 familias en la localidad; una obra que muestra y demuestra que las palabras se traducen en hechos, que la gestión para mejorar la calidad de vida de nuestros vecinos es incesante, que trabajar justos redunda en frutos”.

Puestos de trabajo

Asimismo, recordó que el proyecto resultó significativo en materia económica para la comunidad, ya que “desde el punto de vista de la mano de obra se generaron, en 12 meses de obra, 170 puestos de trabajo, donde intervinieron 15 empresas de la localidad y la región. Es decir que en un contexto de fuerte crisis de consumo, la iniciativa se transformó en una medida anticíclica, parte de una decisión política para beneficiar a la comunidad”.

   En esa línea, remarcó que “esto significó mano de obra y movimiento económico local, porque la construcción atravesó muchos rubros. Pero, además, movilizó la venta, los servicios y el comercio de todo el pueblo”.

   Para cerrar, Ferri subrayó que se trató del “proyecto más importante de nuestra gestión. No es común para una comuna de nuestras características llevar adelante la construcción de 20 viviendas sin parar otras obras que se hacen en simultáneo”. En ese marco, resaltó la “inversión que demandó casi 30 millones de pesos para obra pública con fondos locales y genuinos que dispuso la comuna”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario