La Ciudad

Comerciantes en alerta por las restricciones en el uso de climatizadores

La Asociación Casco Histórico advirtió que el consumo se va a disparar con los acondicionadores encendidos a puertas abiertas.

Domingo 18 de Octubre de 2020

El anuncio sobre el uso restringido del aire acondicionado en algunos comercios de Rosario generó distintas reacciones de acuerdo a cada actividad. “Los comercios hacen los esfuerzos, pero debe haber compensaciones. El fuerte de las galerías y los negocios es la climatización, el consumo de energía se va a disparar y se seguirá acumulando deuda”, advirtieron desde la Asociación Casco Histórico.

Como publicó La Capital, desde la Municipalidad advirtieron que los locales comerciales y gastronómicos deberán trabajar con las puertas y ventanas abiertas y, si desean prender el aire acondicionado, podrán hacerlo, pero manteniendo la ventilación natural. Y adelantaron que quien no cumpla con este requisito, podrá ser sancionado.

La medida se basa en recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS). El organismo anunció que “la ventilación es un factor importante para evitar que el coronavirus se propague en espacios interiores”. Y grafica que la refrigeración con puertas y ventanas cerradas supondría un riesgo importante por la falta de aire renovado.

>>Leer más: Bares, restaurantes y comercios solo podrán usar el aire acondicionado con las puertas y ventanas abiertas

Pero la idea ya generó un fuerte rechazo, principalmente entre los comerciantes de las galerías agrupados en la Asociación Casco Histórico de Rosario. El presidente de la entidad, Fabio Acosta, mostró su preocupación y alertó que el consumo de energía “se va a disparar, que no podrán hacer frente a las facturas y que corren riesgo de cerrar entre 500 y 700 negocios de las galerías”.

“Siempre acatamos las medidas sanitarias y protocolos, pero no hay manera de afrontar este gasto. Es necesario que las galerías estén climatizadas porque no va a entrar nadie, sería sofocante. Y se va generar una competencia desleal con las grandes cadenas, que no tienen problema de pagar multas”, alertó Acosta.

El dirigente pintó un panorama sombrío. “No vamos a poder pagar la energía”, y recordó que en busca de cuotas subsidiadas o convenios, hasta el momento no tuvieron respuesta de la Empresa Provincial de la Energía (EPE) ante distintas gestiones. “Desde la Secretaría de Comercio Interior nos acompañaron, pero la EPE nos desilusionó”.

Con ese antecedente, los comerciantes mostraron su preocupación. “En las galerías los dueños se reparten los gastos. Hoy una factura de luz ronda entre 80.000 y 120.000 pesos. Y se viene otro porcentaje de aumento. La verdad es que esto nos angustia, con esta nueva disposición se va a disparar el consumo”.

Acosta apeló a la “ayuda del gobierno. Esta semana vamos a generar reuniones con la Secretaría de Desarrollo Económico y Empleo de la Municipalidad. Ellos siempre tuvieron buena predisposición, pero ahora necesitamos más que nunca del Estado”.

El sector comercial del microcentro también se encuentra frente a una encrucijada de costos, consumos y rentabilidad golpeada por la pandemia. Desde el paseo comercial de calle San Luis también anticiparon que están trabajando en una propuesta para elevar al municipio.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS