La ciudad

Comenzaron a multar a quienes no usen tapabocas

La secretaria de Control y Convivencia, Carolina Labayru, aclaró que finalizó la etapa de advertencia para pasar a labrar infracciones.

Viernes 26 de Junio de 2020

En menos de una semana la Secretaría de Control y Convivencia Ciudadana realizó 64 actas de infracción por incumplimiento, de las cuales 40 se efectivizaron en hileras frente a comercios a personas que no respetaban el distanciamiento y tampoco usaban correctamente el tapabocas. Además, la repartición municipal pondrá el foco en el respeto de los protocolos en bares y restaurantes, particularmente en la zona de Pichincha. "Al que no cumple, ya no avisamos más, vamos y lo clausuramos", destacó la titular de la dependencia, Carolina Labayru.

Después de una etapa de concientización sobre las medidas de prevención en la vía pública, el municipio endureció el tono y va con tolerancia cero a inspeccionar los cuidados de los ciudadanos.

Y esta semana, de las 64 actas de infracción, unas 40 se labraron desde el lunes pasado en hileras frente a comercios a quienes incumplieron el distanciamiento social, carecían de tapabocas o lo usaban mal. De los procedimientos participaron Control Urbano, la Guardia Urbana Municipal (GUM) e Inspección a comercios.

"Hicimos difusión, estamos en la calle pero ingresamos a la etapa de realizar actas. Desde ahora, no sólo se advierte sino que se labra el acta, ya sea a personas o a comercios en cuyo interior no se usa el barbijo social", avisó la funcionaria.

Cabe recordar que el Concejo Municipal aprobó en el comienzo del aislamiento un proyecto para endurecer las multas elevándolas y atándolas a Unidades Fijas (UF) cuyo valor equivale al litro de nafta súper. Los montos van desde los 1.500 a los 72 mil pesos en una norma muy abarcativa donde describe las infracciones y establece agravantes de acuerdo a la gravedad y las reincidencias.

En lo que hace al uso en plena cuarentena y en fase 5 de los espacios públicos, Labayru afirmó que se realizan controles todos los fines de semana. "Hacemos énfasis en muchas cosas, particularmente en que la gente no utilice los juegos infantiles ni las estaciones de gimnasia", remarcó, en relación a sectores que son habitualmente vandalizados en los elementos de vallado.

"Apelamos a la conciencia y a la responsabilidad individual, porque hemos llegado hasta acá, no por suerte o azar sino por todas las medidas que se han tomado y por el compromiso de muchos que las quieren cumplir", destacó la secretaria.

"Les pedimos, cuando van a un parque, que respeten el distanciamiento social, que no compartan el mate, pero la responsabilidad es de cada uno, para que extremen las medidas sanitarias", remarcó.

Más de 32 mil imputados

En su último reporte sobre las tareas que involucran a la policía en las intervenciones sobre protocolos contra el Covid-19, se indica que en tres meses se detuvo a 32.608 personas en toda la provincia, de los cuales 11.861 corresponden al ámbito de la Unidad Regional II.

Además, se secuestraron 2.342 vehículos en infracción a las normas para la circulación en época de pandemia; 1.401 de ellos corresponden a la región de Rosario.

Distancia, mesas y horario de cierre

La Secretaría de Control Ciudadano pondrá mayor énfasis en verificar el cumplimiento de los protocolos en los bares y restaurantes, tras el ascenso en la curva de contagios y con el foco puesto en la zona de Pichincha, donde se detectaron algunas transgresiones.

   “Ya advertimos, también hicimos actas de infracción, ahora ya está. Quien no cumpla se colocará faja de clausura”, advirtió la titular del área, Carolina Labayru.

   Las advertencias y sanciones fueron mayoritariamente por exceder el horario de finalización y en algunos casos por tener mayor ocupación de la permitida en el lugar.

   “Estamos extremando los controles, los protocolos se cumplen pero queremos mayor distanciamiento social, menor ocupación”, apuntó Labayru.

   Las consideraciones fueron hechas tras un encuentro que mantuvo con un grupo de representantes de Pichincha. “Detectamos locales que incumplían requisitos y normas. Al principio fue una advertencia, pero no avisamos más. Vamos y clausuramos”, indicó la funcionaria.

   “Muchos lo tomaron bien y nos dijeron que si hay que aplicar sanciones ejemplificadoras, que se hagan”, apuntó.

   En cuanto al horario de cierre de las 23, la pauta es los parroquianos que estaban en su interior es que se retiren antes de las 24, para su cierre definitivo.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario