La ciudad

Casos de ladrones que "entran por una puerta y salen por otra"

Registros policiales permiten verificar situaciones de personas que en un corto lapso fueron detenidas en reiteradas oportunidades

Domingo 25 de Noviembre de 2018

Mujeres y hombres que entra por una puerta y salen por la otra. Las reincidencias de las mecheras y punguistas a la hora de cometer sus delitos merecen un párrafo aparte. La Central Operativa Analítica Criminal, conocida como Ojo, permitió verificar cómo estos ladrones repitieron sus acciones a pesar de haber sido detenidos en diferentes comercios. Es más, en algunos casos volvieron a robar al día siguiente de su paso por la comisaría reforzando la creencia popular de que "entran por una puerta y salen por la otra".

El 26 de abril pasado, la policía aprehendió a Micaela Celeste Lizzi, de 25 años, en la farmacia de Mitre 786 junto a otras dos mujeres. Eran las 11.30 cuando fueron halladas llevándose distintos productos del local, por lo que fueron alojadas en la comisaría 2ª.

Alfombras

Casi un mes y medio después, el 7 de junio, la misma Lizzi y otra arrebatadora fueron acusadas de alzarse con 15 alfombras de Cortinerías Confort (San Luis 1415), por lo que la joven volvió tras las rejas.

No obstante, su raíd continuó y el 4 de octubre pasado regresó a un comercio céntrico. En esta oportunidad, el blanco fue un negocio de Córdoba y Balcarce, donde sustrajo mercadería junto a dos mujeres más. Todas terminaron nuevamente en la 2ª.

La recurrencia también quedó expuesta en el accionar de la mechera Ludmila Loreley Drake. El 9 de junio fue detenida en el Shopping del Siglo por querer robar mercadería en uno de los locales en compañía de otra joven. La acusada, menor de 17 años, quedó demorada, pero recuperó de inmediato la libertad.

Al día siguiente, poco antes de la medianoche, volvió al mismo centro comercial desde donde advirtieron a los efectivos policiales de un intento de robo. La adolescente fue llevada de nuevo a la seccional.

La historia de Brisa Gimena Flores, de 19 años, agrega más condimentos: agresiones y amenazas. El 26 de abril fue junto a dos chicas a la farmacia de Mitre al 700, pero fue detenida tras detectarse que tenían productos de ese local. Sin embargo, volvió a ser capturada pocos meses después. El 25 de octubre último ingresó también a una farmacia, pero de la mutual de Moreno 1143 donde a un custodio le llamó la atención su actitud "sospechosa" en compañía de otras mujeres, por lo que intentó seguirla. En ese momento, la joven lo agredió con un bolso diciéndole: "Hijo de puta, te vamos a robar todo". Todas fueron aprehendidas.

El relevamiento del sistema Ojo incluye también hombres, conocidos como "pungas" o "punguistas", como Facundo Emanuel Coletti, de 24 años, quien quedó demorado por robos en supermercados en al menos dos oportunidades. El 28 de julio ingresó al hipermercado Libertad (Oroño y Batlle y Ordóñez) donde, con otras tres personas, pretendía llevarse productos sin abonarlos. Cuando fue hallado por el personal policial, fue obligado a entregar esos elementos y quedó detenido en la comisaría 21ª.

De todos modos, el 28 de agosto volvió a robar en un supermercado. Esta vez lo hizo en San José 1845 (Funes), donde fue otra vez apresado por sustraer mercadería sin pagar.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});