Pandemia

Casilda sumó el cuarto deceso por Covid-19, la misma cifra que Rosario

Se trata de un hombre de 80 años que falleció el domingo y ayer se confirmó que tenía coronavirus. Las muertes fueron los últimos 10 días.

Miércoles 05 de Agosto de 2020

Casilda atraviesa una etapa compleja con el tema de la pandemia. Aparte de que ya superó el centenar de contagiados, el Ministerio de Salud de la provincia comunicó ayer que el 18º deceso de coronavirus del territorio santafesino es un habitante de esa ciudad. Es un hombre de 80 años que falleció el domingo y que ahora se confirmó que tenía Covid-19.

El resultado positivo del test al adulto mayor, que presentaba comorbilidades, fue confirmado anoche por Salud de la provincia.

Casilda, que se encuentra en la fase 1 de la cuarentena desde el lunes, registra cuatro personas que murieron por coronavirus. Con esta cifra equipara a Rosario, siendo ambas las localidades con más decesos por Covid-19 de la provincia de Santa Fe.

La diferencia es que Casilda tiene muchos menos habitantes que Rosario, con alrededor de 35 mil.

Los cuatro fallecimientos en la localidad del departamento Caseros sucedieron en los últimos diez días, desde el primero ocurrido el 26 de julio.

El brote de contagios por el momento no se detiene. De tener apenas tres casos reportados hasta el 20 de julio, comenzó una escalada que llevó a la ciudad a tener más de 100 casos en menos de dos semanas.

El reporte oficial de la provincia informó anoche un total de 106 contagiados, tras confirmar ayer 20 nuevas personas con Covid-19. El comité de salud de Casilda brindó datos más actualizados ayer y reportó un total de 125 contagios.

Frigorífico cerrado

La planta frigorífica de la firma Rafaela Alimentos S. A., que emplea a unas 500 personas, cerró de manera preventiva al detectarse un trabajador con coronavirus. Esto derivó en el aislamiento del personal y la puesta en marcha de tareas de desinfección, con la vista puesta en la reapertura de la planta para la semana próxima.

"La empresa permanecerá cerrada por prevención mientras se cumplimenten las acciones de seguridad sanitarias de rigor para este tipo de situaciones", explicó a La Capital el subsecretario de Salud casildense, Ariel Aquili.

El funcionario detalló que "se realizó una desinfección exhaustiva del lugar de trabajo y un inventario de trabajadores que tuvieron contacto estrecho con el infectado". Además resaltó que para el reinicio de las actividades la empresa deberá contar con la autorización de Senasa.

También cumplen el aislamiento los trabajadores de la fábrica de sembradoras Gherardi y de la planta de agroquímicos que la empresa Nutrien, donde se reportaron casos positivos de Covid-19 días antes de que la ciudad ingrese a la fase 1. Además se sanitizaron ambos establecimientos.

A las restricciones por la vuelta a fase 1 se sumó ayer la entrada en vigencia de la resolución del Ministerio de Salud provincial que declara a Casilda en cuarenta sanitaria, algo que para el Estado local resulta de difícil instrumentación.

La dificultad está centrada en al artículo que establece "el cierre del ingreso y salida de personas de la ciudad, pudiendo los medios de transporte público de pasajeros, transporte de carga y vehículos particulares transitar por las rutas aledañas sin ingresar a ella, ni descender pasajeros".

Nadie ignora que resulta "impracticable" respetar a rajatabla lo resulto ya que implicaría disponer de una estructura logística para trasbordar productos de proveedores y así evitar que ingrese el transporte a la ciudad.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario