La ciudad

Ahora, la Municipalidad reubicará a una mujer que usurpa una pensión

Le paga un subsidio desde hace un año para que alquile, pero nunca chequeó en qué condiciones vivía junto a sus cinco hijos.

Martes 14 de Agosto de 2018

La Secretaría de Desarrollo Social trasladará hoy a una mujer con cinco hijos que vive en una pensión usurpada desde hace seis meses, clausurada en tres oportunidades por el propio municipio, y a la que asiste económicamente desde hace un año. Así lo confirmó la titular del área, Laura Capilla, al tiempo que admitió que en todos esos meses ningún operador social fue a la pensión a chequear en qué condiciones estaba viviendo.

Paralelamente, la Dirección de Habilitaciones radicó una denuncia penal contra el responsable de ese alojamiento, a quien identificó como Jorge Vallejos, y solicitó "se arbitren los medios que se consideren convenientes para poder evitar que se desarrollen actividades en forma ilegal y en contravención a lo establecido por las normativas vigentes" (ver aparte).

Así, una semana después de que La Capital publicara la historia de Laura Moyano, la mujer que vive junto a sus hijos en pésimas condiciones de salubridad en un inmueble usurpado en San Martín 1665, la Municipalidad anunció algunas medidas.

Capilla admitió ayer que ningún operador social chequeó en los últimos seis meses en qué condiciones vivía Moyano, quien percibe desde septiembre del año pasado un subsidio de "subsistencia" que otorga la secretaría a su cargo.

"De las entrevistas que la asistente social tuvo con ella, nunca surgió que estuviera viviendo en malas condiciones", explicó la funcionaria.

Moyano llegó al Centro de Atención a la Víctima en septiembre del año pasado, luego de quedar en la calle tras sufrir la ocupación violenta de su vivienda en Roullión y bulevar Seguí. Desde esa repartición se la derivó al Servicio de Atención Ciudadana. "Allí se le otorgó un subsidio mensual para que pudiera pagar un alquiler mientras se tramita el juicio que inició para recuperar su casa", detalló Capilla.

Lo curioso del caso es que Desarrollo Social nunca corroboró in situ dónde estaba viviendo Moyano. Y más curioso aún es que jamás detectó que estaba en una pensión trucha que la Municipalidad lleva clausurando desde principios de año por "malas condiciones de higiene".

Reuniones bimestrales

Voceros de Desarrollo Social destacaron que en septiembre de 2017 "la asistente social se puso en contacto con gente de la pensión y evaluó que Moyano podía estar allí". Y agregó que cada dos meses la mujer iba a esa dependencia "a mantener entrevistas con la asistente".

Mientras tanto, el 15 de enero de este año una inspección del municipio detecto "falta de habilitación" y "malas condiciones de higiene" en el inmueble de San Martín 1665. En febrero, se constató la violación de clausura y hace una semana se la volvió a clausurar.

El lugar está usurpado no sólo por Moyano, sino también por una decena de personas, entre las que se cuentan niños y una mujer con problemas de salud mental, y está bajo la lupa policial porque suele ser epicentro de riñas y grescas. Es más, este diario publicó el domingo pasado el historial de presencia de patrulleros en el lugar tras denuncias de vecinos al 911.

Inhabitable

El inmueble que nunca recibió la visita de los asistentes sociales del municipio está en pésimas condiciones edilicias. Y de acuerdo a lo asentado en el último acta de inspección que realizó en el lugar la Secretaría de Control, el viernes de la semana pasada, "no posee agua potable en los sanitarios ni gas natural".

El acta número 521253 dejó plasmado que el sitio consta de 10 habitaciones, dos baños y una cocina. Y que en el momento de la inspección había siete personas.

El 28 de julio pasado los Bomberos Zapadores tuvieron que extinguir allí un principio de incendio luego de que entraran en combustión elementos que se acumulan en el interior y el techo del inmueble, que está plagado de colchones, elásticos, tirantes de camas y bicicletas herrumbradas.

Si bien admitió que el abordaje de este caso pudo tener errores, Capilla se encargó de puntualizar que el área a su cargo asiste a diario unas "dos mil situaciones de vulnerabilidad, cada uno con su característica específica".

En este en particular, dijo que hoy, "si es que se dan las condiciones", Moyano y sus hijos serán trasladados de la pensión trucha en la que viven. Allí, no obstante, todo indica que seguirán viviendo niños y una mujer con problemas de salud mental. Sin agua, sin gas y sin luz, a metros de la turísticamente promocionada avenida Pellegrini.

sitios conflictivos. La pensión ocupa la planta alta de un salón de fiestas que cerró tras una ola de robos.

"Le otorgamos un

subsidio para que pueda pagar un alquiler hasta tanto ella pueda

recuperar su casa"

basural. Así está el interior de la pensión donde vive la mujer.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario