La ciudad

A un paso de saber quién ganó la licitación de la basura en Rosario

El debut del nuevo sistema está previsto para el primer trimestre de 2013 e incluirá mayor tecnología y mejoras en el servicio. Es el contrato más costoso que debe afrontar la intendencia.

Miércoles 12 de Diciembre de 2012

El municipio definirá el ganador de la licitación de la basura antes de que finalice 2012, a casi dos años de haber lanzado el concurso de precios. Se trata del contrato más costoso que debe afrontar la Intendencia, por unos 2 mil millones de pesos. El debut del nuevo sistema está previsto para el primer trimestre de 2013 e incluirá mayor tecnología y mejoras en el servicio. Aunque los recolectores exigen a las actuales concesionarias una indemnización cercana a los 100 millones de pesos.

   El secretario de Servicios Públicos municipal, Pablo Seghezzo, confirmó ayer que la intención del Ejecutivo es adjudicar la recolección de residuos para los próximos ocho años antes de que finalice 2012, tras sucesivas prórrogas del contrato vencido en 2007. “Es lo deseable. Se fueron confirmando ciertas variables importantes que nos han dado certezas, y apuntamos a eso”, señaló en declaraciones a La Ocho.

   El funcionario admitió que la aprobación del presupuesto municipal 2013 en el Concejo resultó clave. “Fue un paso muy importante ya que garantizó recursos para el servicio”, destacó Seghezzo. En efecto, entre los argumentos que citó la Intendencia para aumentar un 45 por ciento la tasa general de inmuebles (TGI), mencionó que lo que se venía recaudando no llegaba a cubrir los costos de la higiene urbana.

   El titular del Sindicato de Recolectores, Marcelo Andrada, fue más allá y arriesgó fechas y ganadores del proceso. “Nos trascendió que la semana próxima la Intendencia dará a conocer los nombres de la licitación”, indicó.

   Luego señaló, en base a trascendidos, que la firma Lime (del grupo Pescarmona) seguirá recolectando la zona sur de la ciudad y en el norte se hará cargo la brasileña Vega, asociada a la porteña Caputo, ya que presentaron las ofertas más bajas para la Municipalidad. De confirmarse esa proyección, quedaría afuera de la concesión la empresa Cliba, del grupo Benito Roggio.

Resarcimiento. Andrada confirmó, además, que el gremio exigirá a las actuales prestatarias, Cliba y Lime, que abonen a todos los recolectores una indemnización cuando concluya el contrato de concesión prorrogado. “Aunque todos los trabajadores después seguirán empleados por los nuevos concesionarios, termina una relación laboral y debe pagarse la cláusula del convenio nacional de Camioneros”, aseveró.

   El monto estimado de esa cláusula ronda los 100 millones de pesos. Al respecto, Andrada confirmó que ya inició contactos con las empresas involucradas para que a principios de 2013 los fondos estén acreditados. “La antigüedad de cada trabajador sigue corriendo para todos los rubros, menos para el despido, ya que ahí se computa como una nueva relación laboral”, agregó.

   Más allá del optimismo gremial, el pago de la indemnización promete ser conflictivo. Ocurre que tanto a Cliba como a Lime el municipio les adeuda el pago de certificados vencidos por un monto cercano a los 200 millones de pesos, según denunciaron distintos bloques opositores en el Palacio Vasallo. Es de esperar que las concesionarias exijan ese pago antes de desembolsar el resarcimiento.

   En el caso de Lime, la negociación tal vez resulte más sencilla ya que seguirá operando en la zona sur de la ciudad, pero con el grupo Benito Roggio el asunto se presenta más complicado de confirmarse que deja de recoger la basura en el norte de Rosario.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS